Variedades

Un mundo de color, fantasía y emociones


Todos tenemos “un artista por dentro”, y el secreto es saberlo descubrir en el
momento oportuno, así piensa el talentoso joven pintor nicaragüense Norlan Santana, oriundo del departamento de Rivas. Sus pinturas están en diversas Galerías de Europa y en el continente americano, donde ha causado sorpresa por la juventud y el contenido de sus trabajos. Por ello hasta superó los 15 mil euros en la venta de una obra.
A sus 30 años continúa sorprendiéndose de los avances que ha alcanzado en sus expresiones artísticas, en su mayoría acrílicas y óleos, que reflejan emociones humanas, como amor, vanidad, pobreza, ira, compasión, gloria, sin descuidar su principal factor de inspiración: la naturaleza y su Nicaragua.
Con sus raíces bien puestas
Él tiene más de 10 años de residir en Costa Rica, y avanza velozmente en una profesión que le permite expresar “su yo interior”, “sin tapujos”, sólo con su paleta para mezclar la tinta, sacar polvo, arcilla y plasmar los recuerdos de su Nicaragua, y seducir al espectador con un mundo de color, fantasía y emociones.
El artista comenta que lo que lleva por dentro es lo que Nicaragua le ha dado. Todo lo que ha vivido, el contexto histórico y lo que nace en su corazón es lo que plasma en el lienzo.
En mis obras están mis raíces. Ver un tronco en las playas, los volcanes, las montañas, épocas, gentes y sus historias. Creo que todos tenemos un artista por dentro y cuando uno lo descubre es cuando realmente está maduro y sabe lo que quiere. De niño siempre tuve la inquietud de hacer rayas y estar manchando con las pinturas. Elementos de la naturaleza me inspiraban, siempre hacía algo diferente porque mi papá tenía un taller de ebanistería, nos cuenta Santana.
De Derecho a Diseño y Artes
Originalmente pensó en la abogacía como profesión, sin embargo, en 1997, tratando de satisfacer su instinto, decide trasladarse a suelo tico. Comenzó a estudiar Diseño Gráfico y luego Artes Plásticas, en la UCR.
“Mi primera pintura la hago cuando tengo 10 ó 12 años, y profesionalmente en el 97, cuando alguien ve la obra y me invita a participar. Decido dejar todo y expongo en España”, indica el pintor nicaragüense.
“Con algunas técnicas y trazos que me habían enseñado algunos maestros es que me dedico profesionalmente a exponer y es cuando presento en España; posteriormente en Costa Rica, Alemania y otros países europeos”, recuerda pensando también en la enriquecedora relación con artistas como Pedro Arrieta y Vernos Lines.
Santana, de humildad evidente, “jodedor”, bohemio y fanático de la comida nicaragüense, afirma que su éxito es una combinación de esfuerzos y dedicación constante para poder plasmar lo majestuoso de la obra creada por Dios, la naturaleza. En Nicaragua su representante exclusivo es doña Juanita Bermúdez, de Galería Códice, y en Costa Rica, Ronald Haener, de Galería arte 99. Por otra parte, su página web es www.norlansantana.com, o bien pueden escribir al correo electrónico info@norlansantana.com