Variedades

Hollywood resucita a sus viejos héroes

Héroes ya ancianos regresan a la pantalla grande

Los Ángeles / AFP
Rocky Balboa, Rambo, John McClane e Indiana Jones: el cine estadounidense resucita a sus héroes de los años 80 con los mismos intérpretes, aún a riesgo de que éstos cincuentones o sesentones pierdan el aliento intentando interpretar una película de acción.
En un período de seis meses, Hollywood inició el rodaje de la cuarta parte de "Die Hard" (Duro de matar), con Bruce Willis, de 51 años; mientras Sylvester Stallone, de 60, ya lanzó "Rocky Balboa", sexta entrega de las aventuras de su boxeador fetiche, y comenzó a preparar "Rambo IV".

También Indiana Jones
Entretanto, Steven Spielberg y George Lucas anunciaron un nuevo "Indiana Jones", con Harrison Ford como protagonista, a pesar de que el actor ya tiene 65 años.
"Un artista muere dos veces y la segunda muerte es la más fácil", filosofó Stallone en una entrevista en noviembre en el New York Times, cuando hablaba de su caída en desgracia a fines de la década de 1990, luego de 20 años de reinado en la taquilla.
La carrera de un actor de filmes de acción toma un giro peligroso cuando alcanza los 50 años, a menos que cambie de género o pase a la dirección, como hizo Clint Eastwood. Por ejemplo, Charlton Heston, héroe recurrente en historias épicas, no encontró ningún gran papel después de 1975.
Arnold Schwarzenegger, luego de su último "Terminator", prefirió dedicarse a la política en 2003, a los 56 años. "En cualquier caso (...), nadie iba a ver sus películas", estima el crítico Lew Harris, del sitio web especializado "Movies.com".
Pero los productores siguen intentando darle una nueva oportunidad a las estrellas de cine en el papel que los llevó al apogeo de sus carreras. La sexta cinta de la serie "Rocky" recaudó el doble de su presupuesto en dos semanas en cartelera, a pesar de la incongruencia de ver boxear a un sexagenario.

Bon 21
Sin embargo, la vigesimoprimera cinta de James Bond demuestra que el riesgo puede valer la pena. Este filme, donde por primera, vez desde 1971, un treintañero (Daniel Craig) personifica al agente 007, se convirtió en esta temporada en el mayor éxito comercial de la franquicia, a leguas de "A View to a Kill" (1985), la más exitosa de Roger Moore, entonces de 58 años.
"No sé si volveré a entrar en los pantalones, pero el sombrero me debería quedar bien", bromeó Harrison Ford en el anuncio del rodaje del cuarto "Indiana Jones". La productora Paramount espera que el arqueólogo lidere la taquilla a mediados de 2008, 19 años después de "Indiana Jones and the Last Crusade".
Sin embargo, los últimos filmes con Ford fueron fracasos comerciales, así como los largometrajes con Bruce Willis, lejanos a los 750 millones de dólares que recaudaron en total los tres "Die Hard" entre 1988 y 1995.

Los estragos del tiempo
"Los productores de Hollywood hacen gala de su pereza y los avejentados actores de una sorprendente falta de objetividad sobre ellos mismos", prosigue Harris, mientras el sitio web "IMDB.com", especializado en cine, bromeaba afirmando que el próximo "Indiana Jones" se titularía "Los estragos del tiempo".
Por su parte, Howard Suber, de la Universidad de California en Los Ángeles, hizo notar que Hollywood es mucho más clemente con los actores que con las actrices. "Las actrices tienen dificultades para trabajar después de los 40 ó 50 años (...), los actores participan en películas de acción hasta que no pueden ocultar más su artritis", ironizó.