Variedades

Tres nuevos planetas en el Sistema Solar


Agencias
Viena / Madrid

Un proyecto de resolución para redefinir lo que es un planeta, presentado en la Asamblea General de la Unión Astronómica Internacional (UAI), que se celebra en Praga, podría en pocos días ampliar de nueve a 12 el número de planetas del Sistema Solar y obligar a corregir los libros de texto escolares.
Para esto se encuentran reunidos desde el pasado lunes unos tres mil astrónomos de 75 países, para tratar de cerrar de una vez por todas la definición de planeta y establecer qué objetos deben ser considerados como tal. Esta polémica no es nueva. Desde que a principios de los años 90 comenzaran a descubrirse decenas de pequeños mundos más allá de Neptuno, el sólido concepto de planeta y el clásico mapa de nueve planetas orbitando alrededor del Sol comenzaron a ponerse en cuestión.
“El problema es que hasta hoy no había una definición científica de planeta”, explicó el portavoz del observatorio nacional de astronomía de Japón, Junachi Watanabe.
La nueva propuesta presentada será discutida durante toda esta semana, antes de llevarse ante el tribunal de la UAI y proceder a su votación, el próximo día 24. De aceptarse, modificaría el Sistema Solar con la inclusión de Ceres, Caronte y 2003-UBS313.
¿Qué es un planeta?
Según la nueva idea, para que un cuerpo celeste pueda ser llamado planeta debe cumplir dos condiciones: que tenga masa suficiente para su gravedad autóctona, con un equilibrio hidrostático, y que tenga una órbita alrededor de una estrella.
El texto propuesto, titulado ‘IAU Resolution for GA-XXVI’, señala que “la forma debe tener más de 800 kilómetros de diámetro”.
“No obstante, también puede ser menor, siempre y cuando contenga la masa suficiente de cinco veces 10 elevado a 20 kilogramos”, según explicó Watanabe.
De esta forma, Plutón mantendría su estatus de planeta, algo que se había cuestionado en los últimos años, por sus particulares características, aunque de aprobarse la resolución también se establecería una nueva categoría de ‘planetas plutones’, que comprendería a aquellos planetas que están “más allá de Neptuno y cuya órbita alrededor del Sol tarda más de 200 años en completarse y no es perfectamente circular”.
Caronte
Un problema adicional en torno a la denominación de un planeta lo plantea Caronte, hermano gemelo de Plutón, considerado hasta ahora como un satélite de éste, por su menor tamaño.
“El centro de equilibrio de Caronte es interno y no externo, pues está situado entre Plutón y Caronte. Con la definición de planeta propuesta, Caronte debería ser aceptado como planeta”.
De hecho, la IAU ya tiene una docena de candidatos que entrarían en la nueva definición de planeta y que contempla dos condiciones «sine qua non»: el objeto debe orbitar alrededor de un sol, sin ser uno y ha de ser suficientemente masivo para que su propia gravedad le confiera una forma (casi) esférica.
Los nuevos planetas
Los tres nuevos planetas serían el hasta hoy asteroide Ceres, situado a 414 millones de kilómetros del sol y que fue descubierto en 1801; Caronte, situado a unos 6 mil millones de kilómetros del sol; y el “objeto” denominado 2003-UBS313, situado actualmente a 14 mil 550 millones de kilómetros de la Tierra.
El nuevo planeta 2003-UBS313 fue descubierto en 2003 por el astrónomo Mike Brown, del observatorio Palomar, en el sur de California, y la propuesta de su descubridor es que se llame ‘Xena’, en honor a la popular princesa guerrera protagonista de la serie de televisión homónima.
El nuevo Sistema Solar, si se aprueba la resolución, contaría con los siguientes planetas, en orden de cercanía al sol: Mercurio, Venus, Tierra, Marte, Ceres, Júpiter, Saturno, Urano, Neptuno, Plutón y Caronte, 2003 UBS 313.