Variedades

Yuridia asegura que no es “aventada”

La cantante es el “affair” preferido de los hombres de mundo

Yuridia reconoce que su éxito le ha abierto muchas puertas, aunque muchas todavía no desea ni abrir porque no sabría ni cómo manejarlas, debido a su falta de experiencia para afrontar lo que venga con sus respectivas consecuencias. “No me siento preparada para todo lo que tengo”, dice la joven que ha alcanzado grandes niveles de ventas tras su participación en La Academia y su demostrado talento y agallas para salir adelante.
Ella comenta que ser el fruto preferido de los hombres de mucha experiencia que desean darle aunque sea una “probadita” a sus encantos, debido a la manera en que tiene que desenvolverse sobre los escenarios por el tipo de canciones que interpreta, no le ha resultado del todo agradable, pues no le gusta que le sobren pretendientes de todas las edades, aunque la mayor parte de sus fanáticos sobrepasen los 30 años. “No soy una señora que lo sabe todo, ni aunque lo fuera aceptaría el tipo de propuestas que me hacen. Yo sólo quiero vivir, tan sólo tengo 18 años. Me falta mucho por ver y descubrir”.
“No puedo ser una seductora”
La artista comenta que le cuesta trabajo ser sexy y atrevida, como tantas veces se lo piden sus interpretaciones. “Como devora hombres soy un fracaso, porque no puedo asumir una actitud que no siento y menos la de una mujer seductora.
Es algo que no va conmigo, pues la verdad, en el fondo soy tímida y retraída, aunque en el escenario demuestre que soy todo lo contrario”.
La cantante dice que ni su amor por Edgar, el gringo loco de La Academia, ha logrado quitarle la solemnidad a su existencia. “Él es alguien muy especial para mí, una persona que me hace la vida más divertida porque detesta las complicaciones tanto como yo, aunque en mi caso, todavía no sé cómo hacerlas a un lado”, reconoce, y aunque por allí se comenta que viven juntos desde hace un buen rato, la artista niega que vaya a llegar al altar en fecha próxima ni que desee tener hijos. “Sólo sé que nos queremos y que la pasamos bien”.
En cuanto a su carrera, Yuridia comenta que lo que menos desea es alcanzar los niveles de diva insoportable e insufrible.
“Amo cantar, por eso ahora que tengo la oportunidad de hacer lo que me gusta quiero darme la oportunidad a todos los niveles de disfrutar y de ser feliz, cerrando los ojos a los momentos malos de mi existencia que tantas veces me han hecho frustrarme y llorar”
Un salto para atrás
Pero más que conseguir sus sueños y seguir adelante con sus poses, con sus actitudes, con sus caprichos, berrinches e insolencia, creyendo que por tener una voz privilegiada puede hacer lo que se le venga en gana, está pateando su propio destino artístico, dando saltos, pero para atrás, como si quisiera perder el terreno que ha ganado de frente a su público que tanto la ama y la admira, dejándolos plantados durante el “Desafío de estrellas”, de donde terminaron expulsándola por faltista e insolente, dejándole claro que la fama y el éxito son un carga demasiado pesada para soportarla con tan poca experiencia.
Revista Fama