Sucesos

Estafador y falso abogado acusado ante tribunales


— ELOISA IBARRA —

En el Juzgado Séptimo de Distrito del Crimen, se sigue causa;
por presunta falsificación de firmas y documentos públicos a;
Antenor Serrato Peńa, quien se hacía pasar como abogado para;
realizar gestiones en el Registro Público de la Propiedad;
Inmueble y ofrecer sus servicios legales en los juzgados de;
Managua.;


Serrato, según una hoja de antecedentes delictivos enviados;
por la Policía Nacional al juez Sabino Hernández que investiga;
el causa, ha sido detenido en seis ocasiones entre 1991 a la;
fecha por presunta estafa a diferentes personas.;


El procesado, presuntamente haciéndose pasar como abogado;
pedía los honorarios por sus servicios adelantados y después;
abandonaba los casos, motivo por el cual ha sido denunciado en;
la Policía, pero se ha librado en la mayoría de ellos por;
arreglos con las partes afectadas.;


Actualmente, supuestamente, trabaja en una casa de cambio,;
haciéndose pasar como abogado. En el expediente rola una;
constancia de la Corte Suprema de Justicia donde informa que;
Serrato nunca ha estado registrado como abogado y notario;
público.;


De quien no pudo escapar fue del Registrador Público de la;
Propiedad Inmueble, Rodolfo Oviedo, quien lo denunció por;
falsificarle su firma y documentos del Registro de la;
Propiedad.;


Resulta que, en mayo pasado, Oscar Leonel Donaire Hernández;
tuvo necesidad de realizar un préstamo de 20 mil dólares al;
prestamista conocido como Mario Hurtado quien habita en;
Altamira.;


Según el expediente del caso, como requisito para el crédito;
Hurtado le pidió a Donaire un certificado de libertad de;
gravamen de la propiedad, ubicada en Jardines de Veracruz,;
sobre la cual se iba a constituir la garantía del préstamo.;


El inmueble, según la denuncia, es propiedad de Melba Donaire;
Hernández, hermana de Leonel Donaire quien presentó la;
escritura al prestamista para obtener el crédito, pero éste le;
pidió también la libertad de gravamen sobre de la casa.;


Para cumplir con el requisito, Donaire se dirigió donde el;
"abogado" Antenor Serrano Peńa para que le tramitara una;
libertad de gravamen de la propiedad. El "abogado" le dijo que;
podía hacerlo en cuestión de horas en el Registro Público de;
la Propiedad y que le costaría 500 córdobas.;


Tres horas después Serrato le entregó a Donaire la libertad de;
gravamen supuestamente sellada y firmada por el Registrador;
Público, Rodolfo Oviedo Rojas.;


Acto seguido, Donaire se dirigió donde el prestamista Hurtado;
con la libertad de gravamen, quien al parecer detectó que la;
firma y el sello eran falsos e hizo llevar el documento donde;
el Registrador quien confirmó que su firma había sido;
falsificada.;


El Registrador interpuso su denuncia ante la Policía quien a;
su vez remitió el caso al Juzgado Séptimo de Distrito del;
Crimen, donde aún no se ha dictado sentencia, mientras el;
falso abogado, sigue haciendo de las suyas.