Sucesos

Sorpresa: "clientes" eran policías antidroga


— BENJAMIN CHAVEZ ROMERO Y FELIX THOMAS —

Un insólito caso sucedió en esta ciudad, cuando;
un grupo de vendedores de drogas que negociaban su mercancía;
públicamente, de la misma forma como los "coyotes" cambia;
dólares, se acercaron a toda carrera a las ventanillas;
ahumadas de un lujoso carro que se detuvo de la hielera Alaska;
una cuadra al Norte, para ofrecer a sus ocupantes "pitos" de;
marihuana y piedra de cocaína. ;


Los narcotraficantes chapiollos creyeron que el lujoso;
vehículo era ocupado por chicos bien que constantemente;
visitan el sector en busca de la droga y cuando se "apińaban";
a ofertar la "mercadería" y sus ocupantes se bajaban y;
bolseaban, en vez de dinero vieron relucir varias pistolas.;


El fiasco de su vida se llevaron los "púcheres", porque a;
quien habían ofrecido su mercancía era a los oficiales;
antidroga de la Policía Nacional de Chinandega, quienes;
vestidos de civil y en un carro de lujo habían hecho caer en;
su emboscada a los expendedores de droga.;


José Angel Reyes López, de 33 ańos de edad, fue capturado in;
situ y se le encontró 23 pitos de marihuana que estaban en un;
pote de leche enterrado cerca del expendio público, en plena;
calle de Chinandega.;


Otro capturado fue Maryan de Jesús Maradiaga, de 28 ańos, a;
quien le encontraron en su casa todo un laboratorio artesanal;
de procesamiento de crack, 53 "pitos" de marihuana y media;
libra de la llamada hierba maldita, sin empacar.;


La Policía antidroga dijo que estaba prófugo Luis Alberto;
Mendoza Salinas, presunto compańero en el negocio del;
propietario del laboratorio de estupefacientes.