Sucesos

¿Secuestrado violó a su pequeńa prima?


— FRANCISCO MENDOZA —

La Policía de Muy Muy investiga el supuesto secuestro del joven Noel Valdivia, quien desapareció como por arte de magia el fin de semana pasado, de la comunidad Ranchería, en Muy Muy.;


Valdivia se apareció de pronto en su casa, diciendo que no había sido secuestrado. Pero no pudo explicar a la Policía dónde estuvo durante los seis días que se alejó de su casa. ;


La desaparición de Valdivia ha creado la incertidumbre entre la Policía de Muy Muy, que investiga además la desaparición y violación de una nińa de once ańos, sobrina de Noel Valdivia.;


Esta nińa ya apareció, y en sus relatos ante su familia dijo que se encontraba sola en su casa, cuando se apareció ante ella un hombre con la cara tapada con un trapo negro, quien a la fuerza, la sacó de la casa. ;


Posteriormente, cuenta la nińa, el sujeto la amarró de los pies y las manos, le quitó la ropa, la violó, y la liberó.;


ESCAPA DE ARMAS DE JUGUETE;


Por otro lado, un joven secuestrado, por cuya vida pedían veinte mil córdobas, escapó del lugar donde estaba detenido, al ver que las armas que portaban sus captores no eran más que una pistola de juguete y dos pedazos de palo que semejaban ser fusiles y cuchillos.;


Esa ventaja aprovechó el joven productor William Obando Ramírez, de veinte ańos, quien había sido secuestrado a inicios de esta semana en las cercanías del poblado de Mulukukú. ;


Este joven fue secuestrado de la casa del seńor Cándido Obando. Luego enviaron una carta a su papá, Encarnación Obando, en la que pedían los veinte mil córdobas por la vida de William. ;


Las amenazas de emprenderla contra William si no entregaba los veinte mil córdobas, fueron truncadas cuando William vio que había sido capturado y Ťencańonadoť con fusiles de palo.;


William se corrió además porque sabía que jamás lo alcanzarían y tampoco le dispararían. Sin embargo, no pudo reconocer a sus captores, los que actualmente son perseguidos por la Policía.;