Sucesos

Quiebran red de abigeos


— ERICK HURTADO URBINA —

Las autoridades policiales de San Rafael del Sur le propinaron un duro golpe al abigeato, al detener a diez personas involucradas en el robo y negocio de dos bueyes y dos vacas valorados todos en veinte mil córdobas.;


Entre los presos por el delito de abigeato se encuentran los tipos que se robaron las reses, los que la negociaron y los matarifes que casi llegan a destazarlas, de no haber sido por la rápida movilización de los agentes del orden público, que realmente se pusieron las pilas en este caso.;


La información de la vocería policial detalla que el catorce de abril, al ganadero Gumersindo Angulo Espinoza, residente en la comunidad de Los Angulo, le robaron los cuatro animales, y tras buscarlos y no encontrarlos, interpuso la denuncia ante las autoridades, las que procedieron a investigar.;


En las averiguaciones se logró determinar que Hollman Gutiérrez Gaitán, de 34 ańos, originario de San Cristóbal, y su mujer Rosa García Mora, se robaron las reses de las propiedades de don Gumersindo, y las trasladaron cerca del río.;


RUMBO A LA CONCHA ;


Hollman contrató a Miguel Angel Zúniga, de 24 ańos; Abel García Córdoba, de 19; Angel Sánchez Mora, de 19, y a Willmer Jarquín Mercado, para que le ayudaran a trasladar los cuatro animales a La Concepción, Masaya.;


En horas de la noche, los sujetos trasladan las reses a La Concha y las llevan donde Manuel Alfonso Madrigal Loáisiga, de 59 ańos, con quien Hollman las entrega al precio de catorce mil córdobas y que posteriormente llegaría a traer el dinero.;


Madrigal contacta a su cuńado Edmundo Briones para que le buscara venta a las vacas, y éste se comunicó por teléfono con el matarife de Sabana Grande, Félix Pedro Acevedo Urbina, quien de inmediato se movilizó en su camioneta azul a La Concha, donde compró dos de las reses.;


Llevó las dos vacas al matadero ŤAmigos de la Curvať de Sabana Grande, donde pensaba destazarlas, pero no se lo permiten por la ilegalidad de los animales, ya que no tenía ni las cartas de venta.;


Madrigal llevó los dos bueyes donde su hijo Erick Carlos Madrigal Ortiz, y éste ni corto ni perezoso se los ofreció vender a José Antonio Olivares Dávila, quien los compró.;


Subrayó la fuente, que primeramente fueron recuperadas los dos bueyes y se detuvo a Madrigal, su hijo y al que los compró, Olivares Dávila. Esto en coordinación con la Policía de La Concha.;


Mediante los interrogatorios, la Policía dio con las dos vacas, las que también en coordinación con las autoridades del Distrito Seis, se recuperaron y se capturó a todos los involucrados.;


Los diez detenidos por este caso de abigeato son: Hollman Gutiérrez García, Miguel Angel Zúniga, Abel García Córdoba, Angel Sánchez Mora, Manuel Alfonso Madrigal, Edmundo Briones, Félix Pedro Acevedo, Erick Carlos Madrigal, José Antonio Olivares y Rosa García Mora. Solamente está prófugo, Willmer Jarquín Mercado.