Sucesos

A prisión por torturar a su esposa e hijos


— ERICK HURTADO URBINA —

Por haber regalado tres pelotas de tenis, un nińo;
de ocho ańos de edad sufrió la salvaje agresión de su padre,;
quien le propinó violentos mecatazos en su pequeńa espalda,;
que prácticamente lo dejaron crucificado.;


Esta brutal acción del tipo que no es considerado un padre,;
sino un verdugo, fue "la gota que derramó el vaso" para la;
madre del menor, que al igual que sus otros cuatro hijos que;
procreó con el sujeto, sufrieron los peores vejámenes, por lo;
cual ella decidió separarse y buscar el apoyo de sus padres.;


La denuncia de tan brutal hecho fue interpuesta ante EL NUEVO;
DIARIO y la Policía Nacional, gracias al apoyo que la madre y;
los nińos están recibiendo de la coordinadora de la Asociación;
de Mujeres Por la Paz y la Vida de San Rafael del Sur,;
licenciada Martha Cabrera.;


MADRE MUY JOVEN ;


La madre es una joven hermosa de 23 ańos de edad, lo que al;
parecer jamás apreció el individuo que podría ser hasta su;
padre, ya que tiene 40 ańos. ;


La pobre progenitora que nos pidió omitiéramos su nombre, y;
por lo cual en esta nota llamaremos Perla, nos detalló que a;
los catorce ańos comenzó a hacer vida marital con el sujeto de;
nombre Juan Antonio Narváez Rocha, quien en ese entonces;
andaba por los 31 ańos.;


Convivieron nueve ańos, durante los cuales procrearon cinco;
hijos, el mayor es el pequeńo de ocho ańos, y los menores dos;
gemelitos que tienen dos ańos de edad.;


"Fueron nueve ańos de martirio los que me hizo pasar ese;
hombre (Juan Antonio), dijo la agraciada joven, precisando que;
entre los innumerables vejámenes que recuerda que le hizo el;
tipo, se encuentra uno de hace unos cuatro meses, cuando sin;
razón alguna la atacó a golpes y cuando la botó al suelo, le;
puso el pie en el cuello.;


Producto de esa brutal agresión, Perla asegura que anduvo;
inflamado el cuello y moretones en el ojo izquierdo. Subrayó;
que varias veces la agredió a patadas y golpes en todo el;
cuerpo, hasta hacerla sangrar por la boca y la nariz. ;


TORTURABA A LOS NIŃOS ;


Perla sostuvo que a sus hijos también los maltrataba con tanto;
salvajismo, que los golpeaba con mecates, varejones de guásimo;
bien pelados, fajas e incluso con lo que tenía más cerca.;


"Le pegó a los chavalos porque sé que así te hago sufrir y me;
río cuando te veo sufrir", afirmó la denunciante que le decía;
el verdugo de ella y sus hijos.;


Dijo que el día que le pegó salvajemente a su hijo mayor, fue;
el martes 24, en horas del mediodía, y que no esperó que ni;
siquiera almorzara, cuando empezó a propinarle mecatazos en;
la espalda, y pese a que el menor le imploraba que no le;
siguiera pegando, más lo hacía. "Ya está papito, le decía mi;
hijito, pero él más bien le contestaba, te voy a matar",;
aseguró la adolorida madre.;


Perla explicó que no pudo defender a su hijo de tan salvaje;
agresión, porque tuvo temor, además de que los padres de Juan;
Antonio, Jerónima Rocha y Crisanto Narváez, además de su;
hermana Jannethe, le decían que estaba bueno que le pegara el;
menor.;


Expresó que todo el salvajismo de Narváez Rocha fue porque el;
menor había regalado tres viejas pelotas de tenis, las cuales;
ni siquiera se las había comprado él, sino que se las había;
hallado.;


A como decíamos al inicio de este trabajo periodístico, lo;
antes descrito "fue la gota que derramó el vaso" para que la;
pobre madre tuviera el valor de separarse o mejor dicho huir;
del terror que vivían ella y sus cinco hijos.;


Ahora la joven y sus hijos están en casa de su mamá, residente;
en el casco urbano de San Rafael del Sur, donde están;
recibiendo todo el apoyo. Jamás piensa volver con el padre de;
sus hijos, porque sus planes son trabajar para mantenerlos.;


La dirigente femenina Martha Cabrera, en su apoyo a Perla y su;
hijo, los acompańó al Ministerio de la Familia y a las;
autoridades policiales, precisando que esperaba que se le;
aplique todo el peso de la justicia a Juan Antonio Narváez;
Rocha, principalmente con la vigencia del Código de la Nińez y;
la Adolescencia y la ley 230.;


Agregó que la Red de Mujeres le dará atención psicológica a la;
madre y sus cinco hijos, dado el maltrato físico y psicológico;
que recibieron por tantos ańos.;


Las autoridades policiales dijeron que el fin de semana;
detendrían al acusado, por lo que ya debe estar tras las;
rejas.