Sucesos

Población frustra asalto en Joyería Galeano

* Al ver lo que sucedía, un ciudadano gritó ¡Ahí viene la Policía! * Los ladrones huyeron, pero dos ciudadanos los persiguieron, uno de ellos resultó herido, pero la Policía completó el arresto

Máximo Rugama

ESTELÍ

Un grupo de cinco delincuentes intentó asaltar la reconocida joyería y relojería “Galeano”, ubicada en el centro de Estelí, pocos minutos después que la propietaria del negocio y sus trabajadores abrieran las puertas al público.
El atraco fue frustrado con la ayuda de los pobladores, entre ellos el licenciado Armando Lanuza, quien es el gerente de mercadeo de una reconocida empresa de telefonía celular en Estelí.
Lanuza estaba frente a la joyería haciendo una gestión, pero al ver lo que ocurría, persiguió a uno de los maleantes, este se resbaló en una acera de cerámica, él le aplicó una llave y lo neutralizó, pero el delincuente le disparó.
El herido fue intervenido quirúrgicamente en el Hospital San Juan de Dios, de Estela, y su situación de salud es estable, confirmó el doctor Jorge Castillo, médico de turno de la Sala de Emergencias del Hospital San Juan de Dios

Encañonados
La señora Petrona Galeano, propietaria de la joyería, reveló que los dos ladrones entraron vestidos con sudaderas y gorras de visera larga para ocultar sus rostros, y los encañonaron a todos.
Otros tres sujetos se quedaron en la acera del local “cubriéndole las espaldas”.
Valga decir que la joyería está ubicada a tan solo dos cuadras de las instalaciones del centro recreativo “La Segovia”, en donde la Policía hizo este viernes una ceremonia de ascensos en grados.
Los maleantes supuestamente abandonaron el establecimiento comercial en el momento en el que un vecino que vio lo que estaba pasando gritó a todo pulmón ¡Ahí viene la Policía!

Ladrón, asesino y “bocón”
Después de que el maleante baleó a Lanuza, otro ciudadano lo persiguió por tres cuadras y afortunadamente pasó una patrulla policial.
El comisionado Julio César Alvarado, jefe de Auxilio Judicial de la Policía en el departamento de Estelí, informó que el detenido es Donald Torres Sevilla, de 42 años, originario de Ocotal, Nueva Segovia.
Inicialmente el detenido dijo que se llamaba Juan José Rodríguez Altamirano, pero los gendarmes ya tenían su foto y nombre, porque recientemente cumplió condena por asesinato. Al verse descubierto, el ladrón confesó que se involucró en el asalto “porque no tenía trabajo y tenía necesidad de dinero”.
Alvarado informó que hay dos personas más circuladas por este mismo hecho delictivo, quienes pronto “caerán”, porque tienen sus nombres y fotos.