Sucesos

Policía antimotín fuera de peligro


María Mercedes Urroz

El policía antimotín Jorge Luis Gutiérrez Zelaya, de 34 años, de forma milagrosa está fuera de peligro, luego de recibir un impacto de bala en el rostro hace dos días frente al mercadito de San Judas, confirmó una fuente médica.
Al agente antidisturbios los médicos del Hospital “Lenín Fonseca” le practicaron una traqueotomía, cirugía menor a través de la que al paciente le abren un orificio cerca de la garganta para que respire por cuenta propia.
“La bala que le impactó en el rostro no puso en peligro la vida y tampoco causó daños neurológicos como se sospechó inicialmente”, aseguró una fuente médica que demandó el anonimato.
Además de la herida en el pómulo izquierdo, Gutiérrez también sufrió una fractura en una rodilla, razón por la cual fue trasladado al hospital de la Policía Nacional, que cuenta con la especialidad de ortopedia.
Aunque la condición del agente policial que pertenece a la Dirección de Operaciones Especiales, DOEP, sigue siendo delicada, se espera que responda satisfactoriamente a los cuidados médicos.

Por un celular
El comisionado Patricio Reyes, jefe de la subdelegación de San Judas, ubicada en el Distrito Tres, manifestó que la Dirección de Auxilio Judicial Nacional se hizo cargo de las investigaciones, pero las informaciones preliminares de las pesquisas hechas suponen que todo fue por el robo de un celular que estaba utilizando el oficial.
“Creemos que hay entre cinco y seis elementos involucrados, el oficial iba a traer a una menor al Colegio Clementina Cabezas, en esta semana por las salida temprana y se iba a dirigir a su casa en Villa Roma”, dijo el comisionado Reyes.
El incidente se suscitó antes del mediodía del jueves último en el mercadito de San Judas, cuando más de cinco elementos trataron de asaltar al oficial y lo golpearon cuando éste se resistió, lo que terminó en tragedia.