Sucesos

“Por amor” descuartiza a quinceañera

* El parricida amaba a la muchacha, pero estaba separado de ella por culpa de la suegra * La víctima dio a luz a una niña hace 39 días

María Mercedes Urroz

De siete machetazos, Uriel Bonilla Rodríguez, de 17 años, acabó con la vida de su cónyuge, la mañana del miércoles en la comunidad de Aguas Calientes, en Teustepe, Boaco.
Según el capitán Carlos Toledo, jefe de Relaciones Públicas del departamento de Boaco, la víctima fue identificada como Eulisa Paola Luna Rodríguez, de 15 años, quien estaba sola al momento en que llegó su agresor.
“La muchacha estaba sola, porque tenía 39 días de haber sido cesareada. Supuestamente, la pareja tenía cinco meses de separada, pero siguieron manteniendo su relación a escondidas, los motivos aún no se saben con exactitud, porque el agresor huyó al cometer el parricidio”, comentó el capitán Toledo.
El dictamen del forense indica que la joven recibió siete machetazos: el primero le amputó parcialmente la mano derecha, el segundo lo recibió en el hombro derecho, y los restantes filazos fueron en el pectoral izquierdo, lado izquierdo del cuello, cabeza, muñeca izquierda y región palmar izquierda.
La policía de Boaco sigue pistas para detener al asesino que dejó a su hija en la orfandad.