Sucesos

Mezcla de narcoexpendio con prostíbulo en San Juan del Sur

* Policía allana y clausura tres sitios donde la mayoría de clientes son extranjeros * En uno de los locales fueron encontradas 12 mujeres que se dedican a la prostitución

Lesber Quintero

SAN JUAN DEL SUR, RIVAS
Tres expendios de droga del balneario de San Juan del Sur, entre ellos uno en donde supuestamente se ofrecen servicios sexuales, fueron allanados por la Policía departamental de Rivas, y en el operativo se logró la captura de siete personas y la incautación de un sinnúmero de electrodomésticos, celulares y licores.
Según la Dirección Antidroga de la Policía rivense, a los tres expendios allanados “les iba bien”, por tener principalmente clientes extranjeros. Uno de ellos es el de Modesta Amparo Munguía Rodríguez, de 39 años, residente en el barrio “Luis Arroyo”.
Según el informe policial, en la casa de Modesta también se detuvo a Javier Rodríguez, de 29 años, María Teresa López, de 29, y a María Vicenta Castro, de 28 años.
En el allanamiento, los peritos encontraron 9.1 gramos de cocaína y 4.6 gramos de crack, en un ropero, mientras que en el patio y cerca de un perro estaban ocultos 107.1 gramos de marihuana, por lo que los detenidos serían acusados por tráfico, promoción y estímulo del consumo de estupefacientes.
En esta casa, la Policía también ocupó una computadora debidamente equipada, tres aparatos de sonido, una radiograbadora, dos televisores, tres celulares y 2,497 córdobas en efectivo.
12 prostitutas
El segundo allanamiento de la noche se dio en el sector del estero de San Juan del Sur, en el sitio conocido como El Pantanal. Allí la Policía le “cayó” al establecimiento de José Santos Sánchez, a quien las autoridades también le achacan ser dueño de un centro de prostitución, pues a la hora del operativo fueron retenidas una docena de supuestas trabajadoras del sexo, con edades que oscilan entre los 16 y 30 años y que dijeron ser oriundas de Tipitapa, Chontales, Managua y Chinandega.
En este caso, las autoridades estiman llevar a Sánchez a los juzgados, por los cargos de tráfico, promoción y estímulo del consumo de estupefacientes y por proxenetismos y rufianería.
Sin embargo, a Sánchez sólo se le logró ocupar 0.8 gramos de crack. Esto, según la Policía, porque el acusado le arrebató a un perito una bolsa con droga que le habían ocupado y la arrojó al inodoro.
A Sánchez, la Policía también le incautó seis cajas de cerveza de litro con diez unidades, cinco cajas y media de botellas de cerveza de 12 onzas y en menor escala, botellas de cerveza fina.
En el otro operativo también se retuvo a los ciudadanos Alberto Alfaro y Alfredo Gutiérrez Vega, a quienes se les acusó por falta penal, ya que sólo les encontraron una piedra de crack.