Sucesos

La víctima del día de un busero

* Motociclista pereció al ser arrollado por la unidad de la ruta Tipitapa-Mercado “Iván Montenegro”

Ernesto García

Erick Marcelino Pérez, de 30 años, empleado de la empresa médico-previsional “Metrópoli Xolotlán”, engrosó ayer la interminable lista de víctimas mortales de buseros en las calles y carreteras del país.
Pérez, quien se transportaba en su motocicleta hacia Tipitapa, murió al pasarle por encima las llantas traseras derechas del autobús placas M 1920, que cubre la ruta Tipitapa-Mercado “Iván Montenegro”, lo que provocó que quedara con la masa encefálica expuesta.
El fatal accidente se produjo cuando aparentemente el busero, quien circulaba de oeste a este, trató de aventajar al motociclista, pero le dio un “coletazo” con la parte trasera del bus. A consecuencia del impacto Pérez perdió el equilibrio y cayó al pavimento, donde le pasaron las llantas del pesado vehículo.
Erick Marcelino Pérez, al momento del accidente, conducía con su casco protector, pero esto no le sirvió de nada, porque el peso del vehículo sobre su cabeza hizo que explotara su bóveda craneal.
El cadáver de Pérez quedó justo en la mitad de la angosta carretera, y una corriente de sangre se escurrió sobre el carril en el cual circulan los vehículos que lo hacen de oeste a este. Tras producirse el accidente, el busero Alcides Alberto Corea Vivas, de 32 años, se marchó del lugar en otro vehículo a la sede de la Policía en Tipitapa, confirmó el jefe de esa plaza, comisionado Manuel García.