Sucesos

20 años de prisión a padre violador

* Confesó haber abusado sexualmente, a lo largo de dos años, de sus dos niñas

Lesber Quintero

RIVAS

A 20 años de prisión fue sentenciado este jueves un sujeto que aceptó en un proceso judicial haber violado a sus dos hijas, durante dos años. La pena fue impuesta por la juez de Distrito Penal de Juicio de Rivas, Ivette Toruño Blanco, en contra del sujeto de iniciales S.M.H.
El condenado a las dos décadas de presidio fue acusado por la Fiscalía de Rivas por violación en perjuicio de sus hijas, de iniciales Y.M. y H.M., de 13 y nueve años, respectivamente, pero ellas afirman que fueron violadas por primera vez por su progenitor cuando tenían once y ochos años. La acusación se dio el 18 de agosto, y este quince de octubre S.M.H. renunció al juicio oral y público tras aceptar los cargos.
De acuerdo con la acusación, S.M.H. empezó a violar a su hija Y.M. hace dos años, cuando vivían en Managua, en un barrio del Distrito Seis, y en ese entonces la pequeña tenía once años. El abuso sexual de corte incestuoso continúo dándose cuando padres e hijas se trasladaron a una comunidad del municipio de Cárdenas, del departamento de Rivas.
Sin embargo, en Cárdenas Y.M.N.R., cansada de los abusos de su padre, prefirió marcharse de la casa sin comentar nada a su madre, y eso provocó que la próxima víctima de su padre fuera su hermanita. Con H.I.M.R., los constantes abusos de Márquez Hernández se dieron durante un año, ya que el 14 de agosto de este año, Y.M.N.R. decidió regresar a casa y contar todo a su mamá, quien no dudo en acusar a su cónyuge.
Según la acusación, Márquez Hernández amenazaba a sus hijas hasta con quemarles la boca si contaban los que les hacía y en ocasiones hasta usaba una taza china en la que salía una pareja sosteniendo relaciones sexuales y les decía que en esa posición las iba a poner.