Sucesos

Tragos de ron y homicidio

* Otros dos hombres fueron encontrados sin vida en la zona norte del país

Francisco Mendoza

MATAGALPA

A consecuencia de tres disparos en diferentes partes del cuerpo perdió la vida el campesino Jesús Tercero Palma, de 29 años, cuando disfrutaba de unas copas de ron con el sujeto que se convertiría en su asesino.
Este hecho sangriento se registró en la comarca Puerto Viejo, municipio de Waslala, cuando el infortunado se puso a ingerir licor con Evertz Cuadra, en la cantina propiedad del ciudadano identificado sólo como Félix Eladio, sin imaginarse que ese sería el último día que tomaría alcohol.
Al calor de los tragos, los dos hombres empezaron una fuerte discusión, la que terminó hasta que Evertz sacó un revólver calibre 3.57 y lo disparó contra quien lo había invitado a tomar licor. Dos proyectiles le impactaron en el pecho y otro en la mano derecha a Tercero Palma, quien cayó como fulminado por un rayo, ya sin vida.
La Policía aseguró que el homicida, al ver a su compañero de tragos tendido en un charco de sangre, huyó, por lo que se está investigando su paradero para capturarlo.

Cadáveres en el agua
Asimismo, se conoció que en la comarca Limixto, dentro de una pila con agua que está a la orilla de la carretera, fue encontrado el cuerpo del ciudadano Santos Julián Sánchez Alonso, de 30 años, quien había salido a buscar unos semovientes, pero ya no regresó a su casa. Se conoció que Santos Julián regresaba de encerrar en un potrero a los animales cuando fue sorprendido por un ataque de epilepsia, lo que provocó que cayera dentro de la pila con agua, donde falleció.
El cuerpo de Santos Julián fue encontrado por los ciudadanos Cristóbal Sánchez y Juan Eduardo Robleto Granados, quienes dieron parte a las autoridades policiales, las que a su vez se presentaron al lugar del hallazgo en compañía del médico forense, quien determinó que Sánchez Alon-so falleció por sumersión.
Y en el departamento de Jinotega, en el río La Gusanera, fue encontrado flotando el cuerpo del ciudadano Carlos Hernández, de 60 años, quien era originario de la comarca La Pavona, municipio de Jinotega.
El cuerpo del afectado fue encontrado por Juan Carlos Tinoco, quien dio parte a las autoridades policiales. Éstas se presentaron al lugar para realizar las investigaciones necesarias y determinaron que Hernández era tomador consuetudinario, pero continúan con las averiguaciones para concluir si hubo o no mano criminal en su deceso.