Sucesos

Apoyo “de altura” para joven relacionado con narcobanda

* Dos alcaldes rivenses y el párroco de San Juan del Sur creen que es inocente y nunca estuvo al lado del agente encubierto que murió en enfrentamiento

RIVAS

El alcalde y el párroco de San Juan del Sur, Eduardo Hollman y Arturo Zambrano, respectivamente, y el edil de Rivas, René Martínez Somoza, emitieron constancias a favor del joven Gunther Guido Ortega, uno de los cinco procesados por la balacera entre dos bandas ligadas al crimen organizado, y en la cual pereció el suboficial Rómulo García Velásquez, quien estaba infiltrado en una de ellas.
En la acusación que presentó la Fiscalía a finales de julio, a Gunther, de 21 años, se le señala como el hombre que junto a José Ángel Sandino Gonzaga hizo los contactos entre las dos bandas que se liaron a balazos, cuando aparentemente pretendían robarse mutuamente.
El violento encuentro --ocurrido a las cuatro de la tarde del 28 de julio en el caserío La Fe-- inicialmente era para realizar una transacción de droga, que estaría a cargo de Gunther, Rómulo y Rommel Ochoa Cisneros.
Éstos habrían llegado a La Fe a comprar diez kilos de cocaína al rivense Rolando Siézar, pero en el lugar, ambas bandas se enfrentaron a balazos, y resultó muerto el policía encubierto.
Sin embargo, Gunther es considerado por los ediles y el párroco como un buen ciudadano de San Juan del Sur que no tiene antecedentes, además que proviene de una familia trabajadora.
En la actualidad, Gunther permanece bajo arresto domiciliar, precisamente por no tener antecedentes, y su mamá, Inés Ortega, asegura que el joven nunca ha tenido ni siquiera riñas callejeras y más bien cree que fue víctima de una trama de Sandino Gonzaga.
“Mi hijo es parte de una trama de Sandino Gonzaga, y no está claro por qué si realmente él llegó en la camioneta donde falleció el policía encubierto, no resultó con heridas de bala, como el policía y Ochoa Cisneros”, resaltó Ortega, agregando que ese detalle es una evidencia de que su hijo no tuvo nada que ver en la balacera.
Todos los acusados por este caso estarán ante un jurado este cinco de octubre.