Sucesos

Apuesta de gallos y muerte a balazos

* Joven campesino pereció al discutir con dos hermanos que al parecer estaban molestos porque la víctima ganó cinco mil córdobas en la gallera

Máximo Rugama

ESTELÍ
Especialistas de la Policía esteliana tratan de establecer quién es el autor de la muerte del joven campesino Juan de la Cruz Chavarría Hernández, el que falleció a la medianoche del domingo, debido a un impacto de bala que le penetró por la parte izquierda de la espalda, con orificio de salida en la región torácica derecha. Hasta el momento, la única versión que se conoce es que el hecho pudo tener su origen en una apuesta de gallos.
El suceso sangriento ocurrió en la comunidad La Sirena, ubicada doce kilómetros al norte de esta ciudad, donde resultó también con lesiones el ciudadano Nelson Paz Pérez.
La Cruz Roja esteliana se movilizó hasta el lugar, ya que inicialmente los pobladores de La Sirena informaron que se trataba de dos personas lesionadas, pero Chavarría Hernández ya había expirado.
Los socorristas de la Cruz Roja trasladaron al Hospital Regional San Juan de Dios, de Estelí, a Paz Pérez, quien fue ingresado por los médicos y enfermeras de turno, a primeras horas de la madrugada del lunes, y se encuentra recibiendo atención bajo custodia policial.
Discusión entre cuatro
Según varias versiones de vecinos del Empalme de La Sirena, en ese sitio se encontraban los hermanos Noel Arturo y Juan de la Cruz Chavarría Hernández, así como los primos del difunto, Nelson y Carlos Iván Paz Pérez, quienes comenzaron una agria discusión con los primeros. Después de las palabras surgieron las agresiones físicas, los puñales, garrotes y finalmente, los balazos.
Aunque las autoridades policiales todavía no han determinado a ciencia cierta quién es el autor de los disparos que segaron la vida a Juan de la Cruz, quien era originario de la comunidad La Libertad, situada a 25 kilómetros al norte de esta ciudad, tienen fuertes sospechas de que se trata de Carlos Iván Paz Pérez, quien en la trifulca resultó con heridas y golpes en distintas partes del cuerpo.
Rumores que corren entre los pobladores apuntan a que todo se debió al excesivo consumo de licor y a supuestas rencillas personales que tenían los agresores contra los hermanos Chavarría Hernández, por lo que la Policía esteliana tiene bajo vigilancia a los Paz Pérez.
Familiares del labriego fallecido dijeron a los periodistas estelianos que la muerte de Juan de la Cruz Chavarría Hernández estuvo precedida de una amarga discusión con los hermanos Paz Pérez, quienes presuntamente estaban inconformes porque el ahora occiso se había ganado cinco mil córdobas en una jugadera de gallos. Aparentemente, todos los involucrados se dirigían a sus casas, y ya a medio camino decidieron seguir tomando licor, lo que caldeó los ánimos.