Sucesos

“Error” con sentencia desata suspicacias


Lizbeth García

La juez Segundo Penal de Juicio de Managua, Adela Cardoza, confirmó que le aplicó medidas disciplinarias a un secretario judicial que aparentemente por error incluyó en un expediente judicial un proyecto de sentencia a favor de Fátima Cardenalina Darce, pero luego esta misma persona recibió una notificación en la cual la autoridad judicial le informaba que no daba lugar a la apelación que promovió vía Fiscalía.
Darce acusó por la supuesta autoría de lesiones sicológicas y amenazas a su ex marido, Desiderio Campos, porque supuestamente la quiso asfixiar cuando se enteró que ella aparentemente había tomado 55 mil dólares de la cuenta mancomunada que ambos habían abierto, tras haber ganado el premio mayor de la Lotería en diciembre de 2005.
El juez Local Único de El Crucero, Pedro Pablo Centeno, declaró no culpable a Campos, pero la Fiscalía apeló la resolución, lo que llevó el juicio al Juzgado Segundo Penal de Juicio de Managua, donde las partes expresaron y contestaron agravios el 24 de noviembre de 2006.
En la primera sentencia se le daba la razón a la apelante bajo el argumento de que el juez vició el proceso al interrogar como policía a la supuesta víctima durante una inspección, pero en la segunda resolución que le fue notificada a Darce la semana pasada, no se daba lugar al recurso de apelación porque durante la inspección el Ministerio Público se allanó el procedimiento sin protestar, y participó del mismo.
Las dos sentencias referidas tienen el mismo número de apelación, 266, y fueron anotadas en el libro copiador el seis de diciembre, del folio 1453 al 1458. Las dos están firmadas, según copias en poder de END.
Sin embargo, la juez señaló que ella sólo emitió una porque si bien es cierto los secretarios proyectan sentencias, la que decide es la autoridad judicial.
Finalmente la juez Cardoza señaló que por transparencia le brindó las explicaciones del caso a la apelante frente a la Fiscalía.