Sucesos

Asesina a padrastro tras incontables agresiones

Joven de 22 años estaba harto de ver cómo el hombre, de 35 años, humillaba y golpeaba a su mamá, y lo mató de un balazo

CORRESPONSAL COSTA RICA
leonelmen@gmail.com

Cansado del maltrato, las agresiones y la mala vida que le daban a su progenitora, el joven nicaragüense Carlos Escamilla López decidió terminar con el martirio de su mamá, matando a su padrastro, también nicaragüense, Didier Tercero Madrigal, en “La Carpio”.
Los constantes vejámenes a que era sometida Valentina López, madre del victimario, constan en las denuncias reportadas a la Policía, sin embargo, cuando los agentes del orden llegaban a la casa, siempre el autor de las agresiones lograba escabullirse.
Sin embargo, este domingo, después de una seria discusión entre Valentina y Didier, ocasionada al parecer por celos, Carlos optó por ponerle fin a la situación. Tomó una pistola calibre 38 y fue a la búsqueda del agresor doméstico.

Reclamo por conversación
Según versiones de familiares de Valentina, Didier llevaba varios días reclamándole porque supuestamente la encontró conversando con otro sujeto. Esto lo tenía enojado y lo exteriorizaba humillando y maltratando más a su compañera de vida.
Didier, de 35 años, salió de la casa molesto y caminaba cerca de la pulpería “Nirvana”, hasta donde llegó el hijastro --quien fue testigo de la última discusión--, para pegarle un certero disparo en el pecho, causándole la muerte al instante. Cuando llegó la Cruz Roja, la víctima no presentaba signos vitales.
La acción del joven, de 22 años, causó sorpresa entre sus vecinos y conocidos, pues es considerado de buen comportamiento y no tenía registro delincuencial.
De la violencia doméstica a que era sometida Valentina, dieron fe sus vecinos, y calificaron al hoy fallecido como problemático y de mal comportamiento. Mientras que agentes policiales informaron que además del “rosario” de denuncias por violencia intrafamiliar, Didier tenía otras por delitos contra la propiedad y las personas.