Sucesos

Lamentan deceso accidental de pequeño pelotero


Máximo Rugama

ESTELÍ
Consternados se encuentran los miembros del equipo de béisbol “Los Búfalos”, de la Liga Sabatina Prejunior, por la tragedia ocurrida a uno de sus integrantes, quien falleció desnucado al caer de una hamaca.
El manager del equipo, Jorge Luis Hidalgo Lazo, señaló que Fabricio Joel González Duarte, de 12 años, era disciplinado y entregado al deporte, por lo que con su muerte se pierde a una futura promesa del béisbol.
Al parecer, el menor andaba realizando unos mandados a una vecina y luego dispuso mecerse fuerte en una hamaca, con tan mala suerte que cayó de ésta impactando con la cabeza en el suelo.
El hecho se registró precisamente en la casa de la vecina para quien Fabricio estaba realizando unos mandados, en el barrio Santo Domingo, de esta ciudad. De acuerdo a testigos, luego que el niño cayó, entró en estado de coma, por lo que lo llevaron al Hospital Regional San Juan de Dios, pero ya no había nada que hacer y falleció minutos después de su ingreso.
Fabricio Joel era hijo de la señora Albertina González Hidalgo, quien sufre por la irreparable pérdida.
Las autoridades estelianas confirmaron que se trató de una muerte accidental el deceso del pequeño beisbolista, puesto que en las investigaciones corroboraron que un mecate que sostenía la hamaca se reventó y se suscitó la tragedia. Según valoración de la forense Karla Rosales, la causa de la muerte fue por sección medular, con trauma cervical.