Sucesos

Prisión para dos “destripa-carros”


La juez Tercero Penal de Audiencias, Henryette Casco Batres, decretó la prisión preventiva para Concepción García Mejía, abogado de 45 años, y Leonel Ernesto Aburto, de 32, supuestos miembros de una banda que aparentemente se dedicaban a robar taxis en Managua, donde presuntamente “destazaron” 25 vehículos.
La fiscal auxiliar Patricia Díaz explicó que esta es la primera acusación de más de 20, porque el Ministerio Público está trabajando en otras diez denuncias por robos de vehículos en los Distritos Tres, Dos, Cuatro y Cinco de la capital.
La acusación establece que Concepción Mejía supuestamente cooperó en el robo con intimidación del taxi gris, placas T6939, porque prestó su casa, ubicada en Ciudad Sandino, para ocultarlo después de que Aburto lo robó, el 16 de septiembre, a la altura del campo de deportes de Chiquilistagua.
Según la acusación, ese día Antonio Benjamín López, quien conducía el taxi propiedad de doña Liliam Mendieta Sánchez, pasó por el costado sur del Mercado “Israel Lewites”, y Aburto le hizo parada para que lo llevara al kilómetro 13 de la Carretera Vieja a León, pero en Chiquilistagua le puso una pistola en la espalda, lo obligó a entregarle el carro y lo dejó botado.
Al siguiente día, 17 de septiembre, el hermano de la dueña del taxi, Ramón Canales, llegó a la casa de García y vio el vehículo robado junto a otros, que estaban estacionados y desarmados en la propiedad, por lo que dio aviso a la Policía.
Aburto fue señalado como autor directo del robo con intimidación, delito por el que deberá comparecer el próximo 28 de septiembre en el juzgado, donde se realizará la audiencia inicial, pero desde este martes, por medio de su abogado, Carlos Palacios, se declararon inocentes.