Sucesos

Par de balazos a bebedor

* Todo por una canción que otro ebrio quería escuchar

José María Centeno

EL RAMA
Odris Oporta González, de 36 años, hijo del reconocido ciudadano Candelario Oporta, residente en la comarca La Paila, cuando se encontraba en el poblado de Wapi recibió un balazo en el pecho y otro en el abdomen, en el preciso momento en que abandonaba un bar donde estuvo degustando unas copas.
Los hechos sangrientos ocurrieron en horas de la tarde del martes y, según la propietaria del bar, todo inició con una breve discusión porque uno de los tomadores quería escuchar un tema musical, pero otro de la mesa vecina no lo quería escuchar. De pronto empezó la balacera, y los tiros impactaron en la humanidad de Odris Oporta.
El afectado cayó al suelo, abatido por los dos balazos que le penetraron el abdomen, mientras que los otros individuos, de nombres Edwin y José Luna, ambos hermanos, intentaron darse a la fuga, pero en el mismo instante la Policía de este poblado les dio persecución.
Se logró la captura del individuo Edwin Luna, de 22 años, mientras que el otro, de nombre José Luna, aún es prófugo de la justicia.
El detenido fue trasladado hasta la delegación de la Policía de El Rama y está tras los barrotes de las celdas preventivas y será puesto a la orden del Ministerio Público para que sea acusado ante el juzgado del ramo penal por el presunto delito de intento de homicidio.
El herido cuando era atendido en Ciudad Rama, expresó que él y los que discutieron por la canción que pretendían sonar, no tuvieron ningún disgusto, pero un hermano de éste expresó que anteriormente habían tenido rencillas, lo que se presume haya sido el origen del intento de asesinato.
Odris fue atendido por un médico privado de El Rama y luego remitido hasta un hospital de la ciudad de Juigalpa, donde se debate entre la vida y la muerte, pero los médicos luchan por salvarle la vida.