Sucesos

Tres muertes accidentales

* Dos por accidentes de tránsito y uno porque hizo contacto con un cable

Francisco Mendoza

MATAGALPA -Tres personas perdieron la vida en diferentes municipios y circunstancias durante el fin de semana en este departamento, entre ellos un niño de nueve años que fue arrollado por una camioneta, según datos ofrecidos por la oficina de relaciones públicas de la Policía departamental.
Uno de los hechos se registró en el poblado de San Pedro del Norte, municipio de Paiwas, Región Autónoma del Atlántico Sur, cuando la camioneta placas 184-843, conducida por Neris Seferino Enríquez, de 22 años, atropelló al menor Bernardo Antonio Méndez, de nueve años.
Jugando recibió impacto
El informe señala que el niño se encontraba jugando cuando de pronto fue impactado por la camioneta, cuyo conductor no pudo evitar el accidente por falta de pericia, según la Policía. El menor, aún con vida, fue trasladado por el mismo conductor al hospital de Boaco, pero éste falleció antes de llegar al centro asistencial.
El cuerpo del niño fue trasladado por sus familiares a su lugar de origen para darle cristiana sepultura, mientras el conductor fue detenido por la Policía para ser procesado y determinar su responsabilidad en esta tragedia que afecta a las dos familias.
Otro que perdió la vida en accidente de tránsito fue el ciudadano Jorge Guillermo Munguía Gutiérrez, de 28 años, quien se estrelló contra un poste en el kilómetro 100 de la Carretera Panamericana. Al momento del accidente el infortunado se movilizaba en una motocicleta sin placas.
Esposa había dado a luz
El accidente se produjo a eso de las diez de la noche, cuando la víctima se dirigía a Ciudad Darío, de donde era originario, después de haber visitado a su compañera de vida, quien había dado a luz en el Hospital Regional “César Amador Molina”, de esta ciudad, sin imaginarse que el destino le tenía preparada una mala jugada.
La Policía estima que el joven se iba durmiendo y perdió el control de la moto, lo que provocó que se estrellara contra el poste, donde murió de forma instantánea. Su cadáver fue entregado a sus familiares para que le dieran cristiana sepultura.
Descarga de cable
Así mismo se conoció que en la comunidad de Guadalupe perdió la vida el ciudadano Gabriel López Suazo, de 50 años, quien recibiera una descarga eléctrica de un alambre que estaba caído y que Unión Fenosa a pesar de que le habían reportado la situación desde el viernes, no se presentó a resolver el problema hasta que ocurrió el accidente.
El hecho se registró a las nueve de la noche, cuando don Gabriel, quien iba con sus buenos tragos entre pecho y espalda, y mojado, se parara en el cable eléctrico que estaba en el suelo, por lo que recibió una fuerte descarga que le quitó la vida de forma instantánea.
La Policía se hizo presente al lugar de la tragedia para realizar las investigaciones respectivas, donde los ciudadanos manifestaron que desde el viernes estaba el cable caído y llamaron a trabajadores de Disnorte para que se presentaran a levantarlo por el peligro que presentaba para los ciudadanos, pero éstos brillaron por su ausencia hasta que se dio la tragedia.
Heridos a machetazos
La Policía también informó que a las cuatro de la mañana del lunes ingresaron al Hospital “César Amador Molina” dos campesinos que presentaban heridas de machete en diferentes partes del cuerpo, a quienes los médicos tratan de salvarles la vida.
Félix Vargas Martínez, uno de los heridos, es originario de la comunidad de El Roblar, municipio de San Ramón y presentaba cinco machetazos en diferentes partes del cuerpo que lo mantienen en estado delicado.
El otro afectado es Elvin Alexander Miranda González, originario de la comarca La Pacayona, quien presentaba cuatro machetazos que lo mantienen hospitalizado.
Hasta el momento la Policía aseguró que se desconoce las causas y cómo fueron heridos estos campesinos, pero están investigando para dar con los culpables de que estos dos ciudadanos estén al borde de la muerte.