Sucesos

Asaltado se convierte en homicida


Orlando Barrios

Juan Carlos Castañeda García, de 23 años, es el principal sospechoso del homicidio en perjuicio de Erick Antonio Fonseca Bustos, quien junto a su cuñado, Sergio Antonio Hernández Hernández, supuestamente intentaron robarle la bicicleta al primero en las cercanías del puente Palestina, situado en el kilómetro 19 de la carretera Ticuantepe- La Concepción.
El informe preliminar de la Estación Cinco de la Policía indica que Erick Antonio ingresó en estado agónico al Hospital Amistad México-Nicaragua, de Ticuantepe, debido a dos estocadas en el costado izquierdo que perforaron el pulmón del mismo lado.
Mientras que Juan Carlos presentaba una herida en el cuello y una lesión en el brazo izquierdo cuando supuestamente se defendió de dos antisociales que querían robarle la bicicleta.
Una de las versiones que se manejaban en horas de la mañana de ayer era que Juan Carlos había sido interceptado por Sergio Antonio y Erick Antonio, quienes portaban armas blancas.
El asaltado pidió ayuda a un conductor de una “caponera” --triciclo usado para el transporte de pasajeros--, quien lo trasladó a su vivienda. Luego Juan Carlos presentó la formal denuncia ante las autoridades policiales de Ticuantepe y éstas, al efectuar el rastreo en el sector del puente, encontraron en estado agónico a Erick Antonio, quien se desempeñaba como centinela de una empresa de vigilancia de la capital y deja en la orfandad a un niño de unos ocho meses de nacido.
Sin embargo, el informe policial de la Estación Cinco de la Policía determina que el crimen se registró entre las nueve y media y nueve y 45 minutos de la noche del domingo, cuando Juan Carlos transitaba por el sector a bordo de su velocípedo, y vio que a 40 metros del camino se encontraban el ahora difunto y su cuñado.
"Uno de ellos estaba acostado en el suelo, y al pasar cerca de ellos un sujeto de pelo largo me detuvo y me dijo que le diera la bicicleta; yo le pregunté por qué, ya que no lo conocía. Él me contestó que le valía v...", relató el investigado.
En ese momento Sergio Antonio sacó un cuchillo y propinó un filazo que rozó a Juan Carlos, quien de inmediato fue reducido por ambos malhechores en cuestión de segundos.
Erick Antonio, quien estaba tendido en el suelo por el aparente estado de ebriedad, se incorporó y tomó del cuello a Juan Carlos, quien dejó la bicicleta y salió a la carretera supuestamente en busca de ayuda. Pero el indagado regresó y al encontrar acostado a Erick Antonio le propinó las dos heridas mortales.
Sergio y Juan Carlos se encuentran detenidos y en las próximas horas el caso será remitido ante la Fiscalía, que determinará si el informe policial presenta los méritos para acusar ante el judicial competente.