Sucesos

Mal marido opta por el suicidio


Leoncio Vanegas

QUILALÍ, NUEVA SEGOVIA
Aparentemente después de ver sin señal de vida a su mujer, producto de la golpiza que le había propinado, se acobardó y no dudó en tragar una porción del veneno MTD, para también acompañarla en la ultratumba.
De esta manera, la muerte de Pedro Alonso Briones, de 34 años, oriundo de la comarca Santa Rita No.1, se suma a la ola de suicidios con tintes pasionales que con frecuencia ocurren en este departamento. La dama, tras ser “resucitada” por sus vecinos, denunció el suicidio de su esposo en la Policía el último miércoles, donde afirmó que Pedro Alonso tomó el letal tóxico cuando estaba en completo estado de ebriedad.
Dijo que su infortunado esposo había llegado muy borracho y agresivo; le manifestó que “hasta aquí íbamos a llegar los dos”.
La mujer, imaginando lo peor, corrió a casa de su mamá, pero su cónyuge le dio alcance en el camino y le repitió las agresiones físicas que ella le había aguantado desde hacía siete años.