Sucesos

Esclarecen amago de estafa millonaria

* Orquestado por falso abogado que tiene antecedentes por el mismo delito

Yelba Tablada

JUIGALPA, CHONTALES -En menos de 24 horas, agentes de Auxilio Judicial de Chontales lograron esclarecer la estafa millonaria en la sucursal de Bancentro, al capturar en una calle de San Francisco de Cuapa al principal sospechoso del hecho, el que fue identificado como Álvaro Ramón Leiva López, quien se autodenomina licenciado en Derecho.
La investigación de esta estafa frustrada inició tras la detención de Claudio García Zeledón y Edén Natanael Zamora Centeno, quienes con una minuta, supuestamente firmada por la licenciada Ángela Hernández Saavedra, juez de Distrito Civil de Juigalpa, intentaban sacar de esa sucursal bancaria un millón quinientos mil córdobas de la cuenta a nombre de la Corte Suprema de Justicia.
Falso abogado y engaño
Durante el proceso, los agentes de Auxilio Judicial lograron conocer que a estos dos ciudadanos los habían estafado, porque a Claudio García Zeledón el falso abogado le prometió recuperar una herencia en litigio radicada en el Juzgado de Acoyapa.
El tiempo transcurrió y la desesperación se apoderó de García Zeledón, porque el falso abogado jamás le daba una respuesta positiva, ya que cuando llegaba a su oficina siempre le decía lo mismo: “Véngase la próxima semana para que vaya a retirar los bienes de la herencia”.
Don Claudio se presentó a la casa de Álvaro Ramón, quien al observar la presencia de su cliente de inmediato le entregó la minuta para que fuera a retirar al banco el dinero de su herencia, porque el juez ya había emitido una sentencia a favor de él.
Sin embargo, en el banco observaron que la firma de la judicial era falsa, por lo que los empleados bancarios llamaron a la Policía y a la judicial, quien negó haber enviado a realizar dicha transacción y de forma rápida los agentes procedieron a capturar a los dos hombres.
Más denuncia contra autor
Las denuncias en contra de Álvaro Ramón Leiva López, quien se identificaba como abogado para estafar, comenzaron a salir a luz pública este jueves, cuando las víctimas se enteraron que estaba preso en las celdas de la Policía de Juigalpa.
La primera en acusarlo fue la señora Petrona del Rosario Vargas Jiménez, originaria del municipio de San Francisco de Cuapa, a quien, según ella, el detenido le robó cuatro mil quinientos córdobas en efectivo, el primero de marzo de 2004.
Vargas Jiménez confirmó que Álvaro Ramón es un “artista” para estafar a sus víctimas. “Ese hombre se gasta una labia que a cualquier persona convence, a mí me solicitó el dinero llorando, porque su madre estaba en agonía, y al ver el drama que me hizo se me partió el corazón y le entregue los cuatro mil quinientos córdobas”, recordó la señora.
El tiempo transcurrió y Leiva López jamás se acordó de cancelar la deuda, pero cuando doña Petrona del Rosario llegó a buscarlo a su casa se sorprendió al ver que la madre del delincuente gozaba de buena salud.
La señora Vargas Jiménez aseguró que Álvaro Ramón no sólo tiene capacidad para organizar una estafa millonaria a un banco, como lo hizo este martes, sino que también puede planificar otro delito de mayor relevancia en este departamento, donde la gente se confía mucho de lo que le dicen.