Sucesos

Más de un año de impunidad en asesinato

* Médico chinandegano fue ultimado en Matagalpa por tres sujetos que irónicamente fueron declarados no culpables

Róger Olivas

CHINANDEGA
Más de un año ha transcurrido desde que perdió la vida de manera violenta el médico Denis Zamora Roque, y su madre aún no entiende por qué sus victimarios están libres en Matagalpa, ciudad donde se registró el crimen.
Josefa María Roque, de 62 años, residente en esta ciudad y madre del doctor Zamora Roque, asesinado el 28 de mayo de 2005 en Matagalpa, clama justicia, porque los criminales están libres en esa ciudad norteña.
En una carta enviada a EL NUEVO DIARIO, la progenitora aseguró que su hijo fue ultimado por el matagalpino Alfredo José Jiménez Alaniz, en compañía de dos sujetos, quienes residen en el barrio Pancasán, donde también habitaba el galeno.^oJuez ignoró pruebas
La angustiada madre dijo que lamentablemente, a pesar del examen de balística practicado al revólver incautado en casa del asesino, mediante recibo de ocupación, y la declaración de una testigo ocular que identificó plenamente a Jiménez Alaniz, el juez Frank Rodríguez, de Matagalpa, declaró no culpable al criminal.
“El dos de noviembre de 2005, después de 17 horas, el juicio favoreció al asesino y los dos coautores, dejándolos en libertad”, afirmó Josefa María Roque. Añadió que los culpables no estuvieron un solo día presos debido a la injusticia que, a su criterio, reina en el país, por lo que urge a la Corte Suprema de Justicia (CSJ) la pronta revisión de este caso.