Sucesos

Ahogado tras comer pescado


Róger Olivas

PASO CABALLOS, CHINANDEGA
Degustó un exquisito pescado y enseguida se metió al mar, para ya no salir más con vida. El niño Kevin Fletes Chévez, de siete años, murió a las cuatro de la tarde del domingo último, en el balneario de Pasocaballos.
El subcomandante Evert Alemán, jefe de la Dirección de Bomberos de este puerto, dijo a EL NUEVO DIARIO que el menor fue advertido por un familiar de no introducirse al mar, pero éste hizo caso omiso y fue arrastrado por las olas. Tras ser rescatado por varios bomberos, cruzrojistas y efectivos policiales de Corinto, el pequeño, que habitaba en la primera calle de la Colonia “Roberto González”, de Chinandega, no presentaba signos vitales, pero aun así fue trasladado al Hospital “José Schendel”, de la ciudad portuaria, donde se confirmó su deceso.
Fletes Chévez, junto a familiares, había llegado a Pasocaballos a pasar el domingo, con tan mala suerte que se ahogó en cuestión de minutos.