Sucesos

Más favorable vender la marihuana en Nicaragua

* Atrapan a joven “mulero” que traía la hierba para venderla a seis veces más del precio en Honduras

OCOTAL, NUEVA SEGOVIA
Su nerviosismo e intento de fuga lo delataron. Sergio Valladares, de 21 años, palideció cuando una patrulla le requirió la documentación de la bicicleta niquelada en que se transportaba, a eso de la una de la tarde, sobre la Carretera Panamericana.
“No llevo los papeles”, contestó con un notorio temblor en sus labios, mientras se ajustaba los fajines de una mochila negra. En su intento de fuga, casi colisionó con un taxi, hecho que despertó otras sospechas en los gendarmes.
Cinco libras con tres onzas de hierba verdosa le encontraron en la mochila. De hecho, el joven estaba ante el serio problema de enfrentar acusación por el delito de tráfico interno de drogas, pues la prueba de campo dio positivo, es decir, marihuana.
Seis veces más cara que en Honduras
El presunto traficante argumentó que no sabía lo que traía en el bolso, “porque un señor de Las Manos me pidió que se la entregara a otra persona --en esta ciudad-- y creía que sólo era ropa de uso”.
Investigaciones preliminares de los agentes antidrogas dan cuenta de que “la otra persona” era un menor de edad, cuya identidad no revelaron, tal como lo manda el Código de la Niñez y la Adolescencia. La Policía sospecha que la hierba provenía de Honduras, donde aparentemente proliferan los cultivos del estupefaciente.
Según una fuente del ente de seguridad pública, los narcos catrachos contratan a “muleros”, como el joven capturado, para hacerla llegar a los expendios de las ciudades norteñas de Nicaragua.
Aquí, una libra de la “hierba maldita” se cotiza en el mercado clandestino hasta en mil 500 córdobas, en tanto en el vecino país la venden a razón de 300 lempiras (unos 260 córdobas).