Sucesos

Infortunada hasta en la muerte

* Adolescente que había sido maltratada por su madre y vivió en hogar sustituto, pereció al recibir disparo accidental

JUIGALPA, CHONTALES
La joven Berlín Rebeca Hurtado Hernández perdió la vida, al momento que un adolescente manipulara un arma de fuego y de manera accidental se disparara, segando la vida de manera instantánea a la quinceañera. El hecho se produjo la semana pasada, en la Zona Siete de Juigalpa.
En menos de 24 horas, la Policía logró esclarecer el incidente y tipificaron el suceso como homicidio preterintencional (accidental) y el presunto autor fue identificado como J.O.P., de 16 años, quien manipuló el arma.
La comisionada mayor Vilma Reyes Sandoval, jefa de la Policía en Chontales, en rueda de prensa confirmó que el detenido estaba manipulando una pistola con la que apuntaba a su víctima.
En un momento inesperado, el arma se martilló y un proyectil le penetró en la región occipital de Berlín Rebeca, con salida en la parte derecha del cuello y posterior impacto en la tetilla derecha.
Para identificar al presunto autor de este incidente, los agentes de inspección ocular le practicaron pruebas de parafina a todas las personas que habitan en la casa de doña Fátima del Rosario Pérez, donde se produjo el suceso, y el único que resultó positivo fue J.O.P., quien posteriormente narró cómo había sucedido todo.
La comisionada mayor Reyes Sandoval señaló que la pistola calibre 38, Brico, es propiedad de Javier Antonio Urbina Centeno, esposo de Fátima del Rosario, tutora de la occisa.
Destaca la jefa policial que el expediente ya fue remitido a la Fiscalía para que interponga formal acusación en el Juzgado de Distrito del Adolescente.
Madre biológica reclama
El incidente es aún más grave, porque la adolescente había sido ubicada por el Ministerio de la Familia en este hogar sustituto, después de que se le retiró la patria potestad a su madre biológica.
Con un llanto incontenible y exigiendo una profunda investigación, la señora Rosa María Hernández Calero, madre de Berlín Rebeca Hurtado, privada de su existencia de manera accidental, se presentó a la morgue del Hospital Asunción, para reconocer el cadáver de su hija.
La joven fallecida no convivía con su progenitora, ya que el Ministerio de la Familia junto a la Comisaría de la Mujer, se la habían quitado por supuesto maltrato físico y verbal, los que fueron investigados y comprobados.
Admitió que a su hija se la quitaron porque una vez la castigó fuertemente y esto no le gustó a Berlín Rebeca, quien decidió marcharse de la casa y se refugió donde Silvia Calero, quien se la entregó a la Policía y posteriormente al Ministerio de la Familia.
Doña Rosa María pidió castigo para la persona que dio muerte a su hija, a la vez responsabilizó a MiFamilia y a Fátima del Rosario, propietaria de la vivienda donde funciona el hogar sustituto, por lo que le sucedió a su muchacha.
Versión de MiFamilia
La delegada del Ministerio de la Familia en Chontales, Ligia Almanza Matus, señaló que dicha entidad no tiene responsabilidad, ya que se había entregado a la abuela paterna la custodia de la menor y, por ende, ya no tenían la tutela.
Señala que el diez de abril del año pasado, la señora Rosa María la saca del colegio y la joven ya no regresa al hogar de Zeledón. El once del mismo mes citaron a la progenitora de la quinceañera, y en ese entonces Berlín Rebeca, dijo claramente que no quería estar con su madre.
Al escuchar la posición de la menor, los técnicos del Ministerio de la Familia la reubicaron en casa de Fátima del Rosario Pérez, y el dos agosto de 2005 decidieron entregársela a su abuela paterna, Mariana de Jesús Hurtado Solano, ya que la señora Hernández Calero insistía en llevarse a la joven.
La titular de esta institución garante de los derechos de la Niñez, sostuvo que la casa de doña Fátima del Rosario ya no funcionaba como hogar sustituto, debido a la renuncia hecha por ella misma. Sin embargo, la hoy fallecida regresó a ese lugar en calidad de visitante.