Sucesos

Certero disparo en el tórax


De un certero disparo en el tórax expiró Donal Antonio Morales Jarquín, de 59 años, cuando conducía la camioneta Toyota, roja, placas 274-162, propiedad de Ronald Antonio Treminio Jarquín.
Resulta que en el automotor viajaba Donald Antonio junto a Juan Manuel Palacios, de 35, y Melvin Antonio Soza Sevilla, de 23 años, quienes se dirigían de San José de los Remates hacia el municipio de Esquipulas.
Ronaldo Antonio iba en la tina de la camioneta y portaba en sus manos una subametralladora Uzi, serie 267280, la que se disparó de forma accidental, debido al mal estado del camino.
El arma era llevada con bala en boca, y a la altura del kilómetro 107 se detonó. Uno de los proyectiles penetró por la parte trasera del asiento del conductor y la bala se incrustó en la espalda y salió por el tórax de Donald Antonio.
Cabe señalar que el autor del disparo, Ronaldo Antonio, ofreció a Melvin, uno de sus trabajadores y testigo del hecho, cinco mil córdobas para que narrara a la Policía que el suceso lo perpetraron sujetos desconocidos. En el acto el victimario le dio dos mil córdobas y el resto iba a entregarlo una vez que declarara ante las autoridades policiales.
Intoxicación alcohólica
Mientras que en Comalapa, Chontales, Santiago López Taleno, de 60 años, fue encontrado muerto el veintitrés de diciembre, frente al parque municipal.
Los ciudadanos que realizaron el hallazgo de inmediato denunciaron el caso ante la Policía Nacional, la cual se movilizó al lugar, donde confirmó el deceso del hombre.
Todo parece indicar que la causa del deceso fue una intoxicación alcohólica.
Según el capitán Francisco Corea, jefe de la Policía Nacional de este municipio, el difunto era originario de Juigalpa, Chontales, y residía en Comalapa junto a su cónyugue. La Policía hizo entrega del cadáver y descartó mano criminal.