Sucesos

Niegan libertad a asesino de Inti Amaru


Lizbeth García

Porque aún le faltan por cumplir casi ocho años de “encierro” para poder gozar de los beneficios de la ley, la juez Primero de Ejecución de Sentencia y Vigilancia Penitenciaria, Roxana Zapata, no le concedió la libertad condicional al reo Marvin Giovanni Benavides Zárate, condenado a 30 años de presidio por el asesinato de Inti Amaru Gómez Gómez, y a un año de prisión por asociación para delinquir.
La juez explicó en su sentencia que la libertad condicional se aplica a aquellas personas que han sido condenadas a más de cinco años de prisión, pero que ya han cumplido las dos terceras partes de su pena. También se les puede aplicar a aquellas personas que están condenadas a más de nueve años de presidio, pero que han cumplido las tres cuartas partes de su pena, pero en el caso de Benavides Zárate, apenas ha cumplido 14 años, un mes y 24 días de efectiva prisión.
Benavides fue capturado el 23 de agosto de 1995. Hasta hoy tiene diez años y tres meses de efectiva privación de libertad, pero a este tiempo se le sumaron tres años, diez meses y 21 días por haber trabajado siete años, nueves meses y doce días sin remuneración alguna dentro del penal.
Para gozar del beneficio de la libertad condicional, el reo debe completar 22 años de privación de libertad, pero a la fecha le faltan siete años, ocho meses y 13 días, explicó Ricardo Flores, representante legal de Elsa Gómez, madre del fallecido Inti Amaru, quien recibió con alegría la decisión judicial.