Sucesos

Agonía de bebita en el infierno


ESTELÍ -Miembros de la Dirección General de Bomberos y peritos de la Policía de Estelí investigan el origen de un voraz incendio que destruyó una vivienda campesina y causó la muerte de una niña de dos años y cinco meses de nacida. El hecho macabro fue reportado en la comunidad de Guayucalí, ubicada a unos 35 kilómetros al noreste de Condega.
La niñita Mayela Ixcela Vílchez Gutiérrez se encontraba sola en el inmueble, junto a su hermano, Elías, de cuatro años, cuando se registró la tragedia.
El señor Máximo Alejandro Vílchez Blandón, padre de ambos pequeños, se encontraba trabajando en una huerta, lejos de la casa, mientras que Imelda Gutiérrez Siles, progenitora, andaba en otra comunidad, realizando unas diligencias familiares.
La niña, al parecer, hizo intentos por salir del infierno en llamas, pero no lo logró, pero al escuchar sus lamentos, el menor John Hassel Vílchez, de trece años, pariente y vecino que pasaba por el lugar, logró auxiliar a su hermano Elías.
Según versiones del menor, ambos niños se encontraban solos en la vivienda, casi a las siete de la noche, por lo que decidieron encender un candil, se dirigieron a un fogón y con una tusa cumplieron sus propósitos. Pero el mechón se dio vuelta y el kerosene que tenía en el interior se derramó y avivó las llamas por un biombo de cartón forrado con periódicos.
La menor falleció debido a las quemaduras, asfixia y traumatismo cráneo encefálico, al quedar atrapada en el dormitorio, mientras su hermanito de cuatro años la esperaba afuera de la vivienda.