Sucesos

Empeñado en delinquir


Lizbeth García

El juez suplente Segundo Local Penal, Benjamín Arriaza, decidió mantener la medida de prisión preventiva sobre Mario Rodolfo Hodsong, acusado de la presunta autoría de lesiones y de atentar contra la autoridad y sus agentes en perjuicio del policía Luis Antonio Mendoza, quien fue atacado a puntapiés
El juicio oral y público será el 21 de noviembre, pero Hodsong podría enfrentar un segundo juicio si la fiscal Amanda Mendoza decide acusarlo por amenazas de muerte, hecho que presuntamente ocurrió horas después de que el costeño agredió al policía en la propia sede de los juzgados, el cuatro de noviembre.
La fiscal Mendoza recordó que ese día ella acusó al moreno por tenencia ilegal de armas en el Juzgado Sexto Local Penal, pero como la acusación no llenaba los requisitos fue rechazada, razón por la cual la juez María Iveth Pineda ordenó su libertad, lo que no evitó que Hodsong aparentemente armase un escándalo y golpeara al policía Mendoza, quien tuvo que pedir refuerzos para capturarlo ante el flagrante delito.
Amenazas a la fiscal
La Fiscalía acusó nuevamente a Hodsong en el Juzgado Segundo Local Penal y como le impusieron la prisión preventiva “empezó a decirme que ni que me escondiera debajo de las piedras me iba a escapar, porque en cuanto él saliera de La Modelo me iba a matar”, recordó la fiscal Amanda Mendoza, quien apuntó que tales amenazas quedaron recogidas en el acta de audiencia preliminar del juicio.
La fiscal señaló que el acusado “se deshizo” en epítetos contra ella, los policías y defensor, a quienes acusó de ser un M….por no haber conseguido su libertad.
Ayer, al hacer uso de su derecho a la palabra, el imputado dijo que él lo que hizo fue defenderse de los golpes que supuestamente le estaban dando los policías, que son como una familia, por lo que señaló que no duda que si hubiese cadena perpetua en Nicaragua, se la impondría porque él no tiene más testigos que los otros presos, mientras que los uniformados sí.