Sucesos

Dos fallecidos en accidentes y un suicidio


MATAGALPA -Tres personas fallecidas en diferentes circunstancias y un herido, es el resultado de un fin de semana violento en el departamento de Matagalpa, donde uno de los hechos aún es investigado por la Policía Nacional.
En el kilómetro 74 de la Carretera Panamericana perdió la vida en accidente de tránsito el ciudadano Manuel Huembes, cuando la camioneta en la que se movilizaba impactó contra un cabezal que se encontraba aparcado en la vía, sin ninguna señal exigida por Seguridad de Tránsito, el que era conducido por Pedro Tejada, de 38 años, de nacionalidad salvadoreña.
Se conoció que el cuerpo de Huembes fue sacado por los bomberos, pues había quedado prensado entre los retorcidos hierros de la camioneta. Un segundo pasajero que acompañaba a Manuel resultó gravemente herido, el que tuvo que ser trasladado de emergencia a un hospital capitalino, mientras el conductor del cabezal fue detenido por la Policía Nacional, para las investigaciones correspondientes.
De igual forma, en el kilómetro 72 de la misma carretera fue encontrado muerto el ciudadano José Augusto Rocha, quien al parecer fue arrastrado por un vehículo y luego abandonado en la vía, sin dejar rastro del conductor homicida.
El cuerpo del infortunado ciudadano presentaba excoriaciones en diferentes partes, como si antes de morir hubiera sido arrastrado por un vehículo, según la denuncia que interpuso ante las autoridades policiales el ciudadano Juan José Rocha.
La Policía investiga para dar con el autor de la muerte de José Augusto Rocha.
Profesor se quita la vida
En el municipio de Waslala, un profesor de primaria decidió marcharse de este mundo al verse ahogado económicamente y no poder pagar la deuda que a diario le cobraban.
Wilmer Antonio Miranda Téllez era el profesor que al ver que no podía pagar una deuda, tomó los mecates de una hamaca donde acostumbraba descansar para ahorcarse. Cuando su esposa, Marta Lorena Pao, lo buscó, ya era demasiado tarde, pues el educador había dado el último suspiro.
La compañera de vida del docente dijo a la Policía que su marido en los últimos días estaba ingiriendo mucho licor, por lo que el día que decidió marcharse de este mundo andaba tomado, pero nadie se imaginó que por la deuda que se le había hecho difícil de pagar se quitaría la vida.