Sexualidad

“En todo sueńo anida un deseo reprimido”. (Freud)


— SILVIA E. CARRILLO —

No existe nadie en el mundo que no hubiese sońado en alguna etapa de su vida con fantasías, misterios, espiritualidad, terror, deseos pasionales o quizás con la misma realidad.;


Existen diversidad de teorías y opiniones sobre los sueńos. Algunos creen que éstos son revelaciones divinas bajadas del cielo para advertirnos de lo que puede pasar más adelante. ;


Según algunos estudiosos, los sueńos no son más que la proyección de las emociones que están ocultas en el subconsciente. El sueńo se alimenta de la información obtenida durante la vigilia o el tiempo en el que se está despierto. ;


Otros dicen que en los sueńos no se repite la vida diaria, sino que tienden a liberarnos de ella, de sus placeres, sus trabajos, sus alegrías y sus penas. Sin embargo, existen autores que consideran que el sueńo continúa siendo la vida despierta, quedando determinado por la personalidad del individuo, es decir, su edad, su sexo y su cultura.;


Otra causa de los sueńos puede estar dirigida hacia algunas cosas por las que sentimos pasión, que pueden estimular nuestras ansias o repulsiones hacia ciertos momentos.;


Estudios de Freud establecen que el olvido de los sueńos es una respuesta de autocensura, pero los médicos explican que todos sońamos, y quienes no lo recuerdan tienen problemas emocionales que no le permiten al cerebro realizar sus funciones completas a través de la memoria. ;


Los sueńos también están relacionados con los deseos cumplidos y no cumplidos, con la personalidad, la fantasía y la creatividad, que son el reflejo de las vivencias, anhelos e ilusiones. ;


Sueńos eróticos;


Los típicos sueńos de los seres humanos están relacionados con la vergüenza de vernos desnudos, la muerte de un ser querido y los famosos sueńos con gran contenido erótico, entre otros. ;


¿Por qué los sueńos eróticos? El sexo es una de las fuerzas más grandes de la naturaleza y no está presente únicamente en nuestra vida cotidiana, sino que se manifiesta en los sueńos. ;


Normalmente cuanto menor es nuestra frecuencia sexual en la realidad, con más intensidad pueden presentarse los sueńos eróticos, que no son más que realidades creadas en el inconsciente para liberarnos de ciertas emociones que están reprimidas o que anhelamos.;


“Los sueńos son la continuidad de la vida en el inconsciente y la sexualidad viene con nosotros desde que nacemos”, dijo la psicóloga Ledia Gutiérrez. ;


Durante los sueńos eróticos hay mucha gente que eyacula y llega al orgasmo. Pueden excitarse sin tener una pareja con quien compartir.;


Cuando se llega al máximo placer durante un sueńo, el corazón de la persona puede acelerarse, subir su presión sanguínea, y los ojos se mueven rápidamente de un lado a otro, debajo de los párpados. “El ser humano no descansa nunca, hay momentos que por naturaleza siente deseos más ardientes”, recalcó la especialista.;


Abuso sexual;


Si la mujer fue víctima de una violación no existe una respuesta sexual por temor a experimentar sensaciones desagradables, nunca tienen sueńos plenos. En cambio, cuando no ha sufrido trauma, su vida sexual es placentera y libre para recibir las mejores satisfacciones sexuales.;


Las personas que reprimen sus sentimientos relacionados con el sexo siempre en su inconsciente verán el contexto negativo, como si están siendo violadas, abusadas y que la sociedad misma las critica por su comportamiento.;


“Cuando la relación sexual es placentera, durante los sueńos eróticos se cumple el círculo ordenado de deseo, excitación, respuesta sexual, hasta llegar al orgasmo”, dijo Ledia.;


-----------------------------------------------;


RECUADRO;


No es pecaminoso;


Para Sandro García, su adolescencia se convirtió en un verdadero tormento, porque la etapa de la pubertad despertó en él un deseo muy precoz. “Siempre sońaba con mujeres desnudas a quienes acariciaba de manera ardiente”. ;


Después de experimentar con los sueńos eróticos, Sandro sentía una descarga emocional como si su fantasía sexual era una realidad. “Esos sueńos se convirtieron en una necesidad emocional para masturbarme”, comentó. ;


En varias ocasiones el joven sintió temor de acostarse y sońar con una nueva relación sexual que no estaba contemplada en su mente.;


“Parecía una pesadilla cuando me acostaba, sabiendo que nuevas sorpresas estarían de mi lado, tampoco puedo ser mentiroso diciendo que no sentía placer, porque esa situación era una de las más comunes en mi vida”, aseguró. Sandro superó esa situación llevando sus sueńos a la realidad. “Me casé con la mujer que quiero con el alma”, agregó.;


La psicóloga Gutiérrez consideró que la mayoría de los adolescentes que comienzan a experimentar nuevas relaciones sexuales en los sueńos, las pueden superar con el transcurso del tiempo, pero no deben observar este tipo de situaciones como algo pecaminoso.;


La información descontrolada y los mitos sobre las relaciones sexuales llevan a las personas a acelerar sus sentimientos, para no pensar más en ello. !Es pecaminoso!, es uno de los paradigmas más comunes en la sociedad y es por eso que muchos que no dejan en libertad su pensamiento.;


Liberarse de las emociones ;


La psicóloga recomendó que las personas tienen que liberarse de las emociones, y no creer que las relaciones son un mecanismo maligno, cuando en realidad es una de las necesidades básicas del ser humano, como comer y dormir.;


Raquel Méndez seńaló que liberarse un poco de las tensiones a la hora de sońar es un tratamiento bastante bueno, “porque te das cuenta que no lo hiciste en la realidad, pero que lo disfrutás al máximo”.;


Ella observa en sus sueńos a hombres altos, de piel morena y un poco musculosos, explorando su cuerpo, y eso ha llegado a excitarla. Horas después descubría que estaba completamente mojada y que su vagina había lubricado sin necesidad de hacer el amor en la vida real.;


“Al principio sentía un poco de incomodidad, pero eso lo fui superando. Nunca le conté a mis padres, solamente a mi amiga intima, pero jamás pensé en masturbarme, más bien agradecía al cielo por haberme regalado la oportunidad de liberar mis deseos a través de sueńos y no disfrutando de una noche de pasión que luego me podría traer fatales consecuencias, como el embarazo no deseado”, explicó Raquel.;


Para Silvio y Ramón González, los episodios eróticos fueron una sus mejores experiencias que los ayudó a descubrir cómo serían durante una relación sexual y la forma adecuada de cómo tratar a su pareja.;


“Creo que las películas pornos despiertan rápidamente el deseo y la ansiedad de tener relaciones sexuales, no importando las circunstancias. Existen hombres que se liberan a través de la masturbación, pero otros buscamos mejor forma, disfrutarlo al lado de nuestra pareja”, dijo Ramón.;


-------------------------------------------;


RECUADRO;


Consejos de la psicóloga ;


* Sońar es una necesidad. ;


* Tenés que dejar libre tu imaginación.;


* Los sueńos eróticos son parte de tus emociones y no debés inhibirte. ;


Nota: Agradecemos a los modelos Kendol Burgos y Alejandro Alonso.