Salud y Sexualidad

Sordera e implante coclear


Licenciada Sevilla, un placer saludarla. Soy nicaragüense y resido en Costa Rica, acá me casé con un estadounidense y tenemos dos niños. En mi segundo hijo empezamos a notar cierto grado de distracción y ausencia en los primeros seis meses. El niño no balbuceaba y no respondía a los sonidos. Sin embargo, esperamos hasta que tenía poco más de un año para llevarlo donde un especialista, porque no hablaba. Después de muchos exámenes y pruebas de audición, nos revelaron que el niño sufre sordera profunda. Ahora que ya tiene casi tres años, nos han hablado de la posibilidad de hacerle algo que se llama implante coclear. Yo siempre leo su columna por Internet y vi que hizo trabajos sobre niños que no hablan. En esta ocasión quiero pedirle que por favor hable sobre ese implante y que me diga si el niño hablará o no con ese aparato. Muchas gracias y espero su respuesta para tomar una decisión.

A.D.C.
San José, C.R.

Muchas gracias A.D.C. por estar pendiente de nuestro trabajo y por confiarnos tus dudas.
En reportajes anteriores hemos aclarado que al hablar de deficiencias auditivas debemos estar concientes de que existen varios niveles: Pérdida auditiva leve, el paciente escucha de 20-40 decibeles, pérdida moderada (40 a 70 dB), pérdidas severas (70 a 90 dB) y las pérdidas auditivas profundas (+ 90 dB). En el último caso el paciente no tiene conciencia sonora, no posee habla espontánea y tampoco control de voz. Es en estos pacientes que se recurre al implante coclear.
Anatómicamente poseemos un nervio que es el responsable de la función auditiva, el que recibe el nombre de nervio coclear, compuesto de varias ramas que se unen a otros nervios mediante la vía auditiva, para captar y emitir los impulsos nerviosos producidos por el sonido.
Para conocer sobre el implante coclear y sus resultados, conversamos con la doctora Natalia Popova, doctora en Pedagogía especial con énfasis en educación aditiva-verbal pre y post implante coclear.
En la página del Grupo Médico Otológico encontramos que lo definen como un aparato diseñado para ayudar a pacientes con sordera neurosensorial severa a profunda, que obtienen muy poco o ningún beneficio de los audífonos convencionales. Este “chip” se implanta mediante cirugía y es un transductor que transforma las señales acústicas en señales eléctricas que estimulan el nervio auditivo.
En cuanto a la preocupación por qué pasará, luego de que se hace el implante coclear, la doctora manifestó que el niño se hace oyente de un oído y que puesto tempranamente se puede esperar un desarrollo lingüístico cercano a normoyente (oyente normal). Puede esperarse que después de trabajar con el niño al menos un año, éste aprenda a usar su audición y comience a adquirir lenguaje casi por vía normal.
“No sólo permite adquirir lenguaje hablado en base a la audición mediante atención especializada si no que puede adquirir lenguaje por imitación del medio, como cualquier niño oyente. Con implante coclear la adquisición del lenguaje es más rápida que en pacientes que sin implantes reciben terapias para aprender a hablar”, acotó la especialista.
Comentamos sobre la edad del niño y la doctora cree que es bastante factible porque al implantarlo a los tres años con una habilitación intensiva se puede lograr desarrollo del lenguaje bastante aceptada, sobre todo porque pronto el niño estará en edad escolar.
Estimada lectora, la ganancia en audición con implante coclear es muy grande y duro el trabajo para habilitar al niño, sin embargo, con paciencia se pueden lograr cosas impensables.
En cuanto a riesgos durante la cirugía, pues son los mismos que en cualquier intervención quirúrgica. Una vez que los médicos recomiendan realizar un implante coclear, la decisión es de los padres, así que hablen como pareja y mediten acerca de los beneficios que puede traer a su hijo. Además, tienen que estar dispuestos a seguir el proceso, pues no basta hacer el implante sino que es necesario potenciar que el niño use esa herramienta auditiva de forma correcta para que pueda hablar.
Este espacio es muy pequeño para abordar lo concerniente a este tema, así que me comprometo a realizar un trabajo más amplio sobre sordera, implantes y otros métodos para que las personas con sordera profunda puedan hablar.
Recuerden enviar dudas o sugerencias de temas a lsevilla@elnuevodiario.com.ni