Salud y Sexualidad

Pitiriasis alba o “paños”


Lo prometido es deuda. En esta ocasión daremos respuesta a la lectora que nos planteó lo siguiente:

“Tengo una niña de seis años, va a la escuela, es muy desenvuelta, activa, aprende rápido. Gracias a Dios goza de buena salud”.
Mi consulta es acerca de unas manchas que popularmente se les llama paños. Ella las tiene en su carita, en las mejillas, los bracitos y la parte superior del pecho, son blancas.
Mi preocupación es que en este momento no la puedo llevar con un especialista en dermatología, y en el hospital me dan una cita hasta para el mes de noviembre.
Yo deseo saber a qué se debe que aparezcan esas manchitas y qué puedo aplicarle para que no le sigan saliendo o bien, dado que está en pleno crecimiento, que me indique cómo ayudar a controlar su aparición o diseminación.

Para dar una respuesta acertada a la inquietud de nuestra amiga, recurrimos a la doctora Raquel Rodríguez, especialista en dermatología.
En primer lugar, la doctora dijo que las “manchas blancas” sobre algunas áreas de la piel son un problema común en la población, tan frecuente que ocupan el quinto lugar de la consulta dermatológica en niños.
Según la especialista, la aparición de estas pigmentaciones no tiene nada que ver con la edad o el sexo de los niños o niñas, ya que pueden presentarse desde recién nacidos hasta adolescentes, aunque se nota ligero predominio en niños de edad preescolar.
Científicamente estas manchas se denominan pitiriasis alba, que es una condición benigna de la piel bastante común y que fue descrita por primera vez hace más de 80 años.
Como dijo la doctora anteriormente, es un motivo de consulta frecuente debido a su curso crónico, tendencia a reaparecer y su impacto estético.
La médica compartió que generalmente se “observan manchas blancas o ligeramente rosadas, cubiertas por escamas finas que se localizan en cara, mejillas, frente, brazos o alrededor de orificios nasales o de la boca”.
Asimismo, la doctora Rodríguez mencionó que no se sabe exactamente cuál es la causa de aparición de estas “manchas”, pero se han relacionado con procesos infecciosos, niños con piel seca (niños atópicos), con mala higiene corporal, falta de limpieza nasal o con exposición excesiva a la luz solar.
“Es más común observarla en época de verano, no se asocia con ningún síntoma como la ‘picazón’, acotó la especialista.
En cuanto al curso cronológico de la afectación, mencionó que la enfermedad puede persistir por meses o años, pero casi siempre se cura sola y es durante la pubertad.
“La piel de estos niños tienen alteraciones funcionales relacionadas con la humedad del ambiente y disminución de la capacidad de retención del agua.
El tratamiento no es fácil pero se recomienda el lavado con agua y un jabón suave, además de aplicación de cremas emolientes o cremas a base de hidrocortisona por periodos breves”, dijo la especialista.
Como en la mayoría de casos, la dermatóloga aclaró que lo recomendable es que el paciente sea valorado por un especialista, pero en vista de que nuestra lectora nos manifiesta carencia de recursos económicos, la doctora Rodríguez se ha puesto a la orden para atenderla en su consultorio, así que espero me escriba nuevamente para finiquitar detalles.

Recuerden siempre enviar dudas o sugerencias de temas a lsevilla@elnuevodiario.com.ni

TOME NOTA:
La doctora Raquel Rodríguez Lacayo, dermatóloga, atiende en la Clínica “Piedra Bocona”, Granada. Telf. 2552-5989 - 88879226.