Salud y Sexualidad

Segundo curso de la “Universidad del Sexo”

Una productora de cine para adultos, una estrella del porno, un maestro del “bondage” y un masajista formarán el claustro de esta “universidad”

A finales de mayo abrirá sus puertas en Madrid el segundo curso de la “Universidad del Sexo”, una iniciativa promovida por un “sex shop” de la capital que pretende “mejorar y enriquecer” la sexualidad de los alumnos, que en esta ocasión podrán matricularse en cursos intensivos de “striptease” o “bondage”.
Una productora de cine para adultos, una estrella del porno, un maestro del “bondage” (práctica tradicional japonesa que consiste en atar a la pareja) y un masajista formarán el claustro de esta “universidad”, que permanecerá abierta entre mayo y junio con clases los fines de semana de doce horas, según informan sus promotores.
Avalancha de alumnos
Tatiana Escobar, miembro del “equipo rectoral”, junto a Oli Acosta y Max Rekarte, dijo que la idea surgió el año pasado como “una prolongación natural” del establecimiento que lo organiza, puesto que muchos clientes utilizaban la compra como excusa para “pedir consejos o intercambiar experiencias” y ante la “avalancha de alumnos” han decidido repetir.
Se trata, dijo Escobar, de cursos prácticos y de aprendizaje de temas de sexualidad y erotismo, “sin tratarlos como disfunciones, sino desde un punto de vista lúdico”.
A pesar de que la gente al conocer los cursos “se imagina en seguida una orgía”, según Escobar, en ninguno de4 los cursos se enseñan “las dinámicas de penetración” y cópula en sí.
Escobar explicó que el año pasado participaron hombres y mujeres de todas las edades, desde los 18 a los 65 años, parejas jóvenes, maduras e incluso grupos de amigos que querían ser “mejores amantes”.
Dedicada al “bondage”
En esta segunda edición, la “Universidad del Sexo” estará dedicada al “bondage”, precisamente la materia que más demanda tuvo el año pasado, la pornografía doméstica, el “arte del striptease” y el masaje sensitivo y erótico.
Cada curso será impartido por una “figura del mundo del sexo”, como Erika Lust, cofundadora de una productora de cine porno; Dunia Motenegro, estrella del cine para adultos; Pygma, experto en bondage, y Marcelo Tajtelbaum, masajista profesional.