Salud y Sexualidad

¿Los “gorditos” son más alegres?

Un estudio reveló que los problemas de estado de ánimo, la ansiedad y la depresión eran 25 por ciento más comunes en personas excedidas de peso que en las que tienen un peso normal

La teoría de que la gente excedida de peso es más alegre no tiene asidero y, por el contrario, las personas obesas son más propensas a la depresión, afirmó un estudio divulgado por la revista “Archives of General Psychiatry”.
El estudio del “Grupo de Salud Cooperativa”, un organismo de investigaciones sanitarias sin fines de lucro, no aclara si los problemas de la depresión o los trastornos en el estado de ánimo son causa de la obesidad o si el problema es al revés.
Depresión
En general, la depresión se refleja en la falta de actividad física de las personas, y algunas medicinas que se aplican para resolver el problema pueden causar un aumento de peso. Por otro lado, la obesidad es un estigma, y mucha gente que tiene ese problema debe sufrir la burla de quienes le rodean, lo cual induce la depresión.
El estudio hecho en 9 mil adultos reveló que los problemas de estado de ánimo, la ansiedad y la depresión eran 25 por ciento más comunes en personas excedidas de peso, que en las que tienen un peso normal.
Estereotipo cultural
Los resultados “sugieren que el estereotipo cultural del gordo alegre es más un producto de nuestra imaginación que una realidad”, señaló Wayne Fenton, del Instituto Nacional de la Salud Mental que financió la investigación. Según Fenton, esto es un mensaje que recomienda que los médicos estén atentos a la aparición de síntomas de depresión en sus pacientes obesos.
El problema de la obesidad es especialmente agudo en Estados Unidos, donde se le ha considerado como una epidemia que tiene consecuencias graves, ilustradas por un aumento en los casos de diabetes y enfermedades cardíacas.
Según cifras de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) más del 60 por ciento de los estadounidenses son obesos o, al menos, están excedidos de peso.