Salud y Sexualidad

La diabetes y usted

La diabetes es la cuarta causa de muerte en Nicaragua desde 1999, y los casos reportados en los últimos 10 años se han incrementado en un 100%

“Manuel Antonio”--nombre ficticio, por supuesto-- es un hombre que a sus 55 años aparentemente goza de muy buena salud, tiene predilección por la “buena comida”, fuma paquete y medio al día, y se bebe unas “cuantas” cervecitas los fines de semana.
Es un buen trabajador, y en sus 15 años detrás de un escritorio de un ministerio público, jamás ha perdido un día de trabajo por razones de salud. Manuel Antonio, como la mayoría de los nicaragüenses, visita a un médico solamente en caso de una verdadera emergencia.
Síntomas
Hace seis meses se dio cuenta que tenía una sed intensa, orinaba con demasiada frecuencia, y estaba perdiendo peso de manera acelerada. Una vecina le “recetó” tomar una famosa planta a la que se le atribuyen efectos milagrosos. Y no funcionó. Un poco preocupado al notar que también estaba teniendo problemas de la vista, Manuel Antonio finalmente vio a un doctor del vecindario, que le hizo unos exámenes y lo diagnosticó diabetes.
De allí en adelante, la diabetes le comenzó a costar un tercio de sus doscientos dólares de salario (entre consultas, exámenes y medicamentos); y seis meses después sufrió un primer ataque al corazón debido a complicaciones de la diabetes.
Incremento del 100 por ciento
Manuel Antonio no es un caso aislado, y la diabetes no es una enfermedad rara en Nicaragua. De acuerdo con el informe del grupo de trabajo de Nicaragua en el V Taller de la Iniciativa Centroamericana de Diabetes (Camdi), presentado por la doctora Martha Pastora, del Minsa, la diabetes es “la cuarta causa de muerte en Nicaragua desde 1999”, y “los casos reportados en los últimos 10 años se han incrementado en un 100%”. Aunque este informe pareciera alarmante, el hecho es que la situación en Nicaragua no es ni especial ni única.
En la publicación ¡“Actuemos ya! contra la diabetes”, el doctor Robert Beaglehole, de la Organización Mundial de la Salud (OMS), expresa: “El mundo se está enfrentando a una epidemia creciente de diabetes de proporciones potencialmente devastadoras. Su impacto se sentirá más severamente en los países en vías de desarrollo”.
En la misma publicación se manifiestan datos pavorosos, tales como el hecho de que por lo menos 171 millones de personas en el mundo tienen diabetes, con la probabilidad de que para el 2030 esta cantidad aumente a más del doble, y en los países en vías de desarrollo el número de personas con diabetes aumentará un 150% en los próximos 25 años. Asimismo --en el mundo-- en estos momentos seis personas por minuto mueren por diabetes.
Sin embargo, a pesar de estos datos aterradores, con educación y buena información respecto a esta enfermedad, en muchos casos la diabetes (tipo 2) se puede prevenir, aunque es también posible llevar una vida completa cuando se padece de diabetes.
Volviendo al caso que presentamos al inicio, es muy posible que Manuel Antonio pierda la vista, ya que su falta de información al respecto hizo que su diagnosis y tratamiento llegaran ya muy tarde.

Información
Vamos a crear, desde esta página, un espacio para informar, dialogar y responder preguntas sobre el tema. Creemos que ante la crisis que se vive, una columna como ésta es lo mínimo que podemos hacer por Nicaragua, así que por favor participe con sus comentarios y preguntas…que estamos aquí para servirle.
Puede escribir a Dr. Atlan-Corea a catherine@diabetesnicaragua.org
Catherine Atlan-Corea MD Ph.D.
Université de la Mediterranée
Marseille-France/Managua, Nicaragua.