Salud y Sexualidad

¿Nos nutrimos realmente?


Nutricionista Nicaragüense
El aseo de las manos y los utensilios de cocina es fundamental para evitar cualquier tipo de contaminación Así mismo las frutas y vegetales deben lavarse bien antes de consumirse.
Se recomienda el uso de jabones bactericidas 15 o 20 segundos antes de manipularlos, de esta manera se crea la primera barrera defensiva contra cualquier enfermedad de transmisión.
alimentos.
Las frutas y vegetales son elementos reguladores del cuerpo humano, es decir, intervienen en su metabolismo y en otros procesos vitales, por su contenido en vitaminas y minerales.

Incluir frutas y vegetales diariamente en la dieta es de vital importancia para lograr una alimentación sana. Aunque en algunos hogares nicaragüenses no existe aún tradición de consumirlos, es importante saber que su introducción diaria en nuestra dieta representa muchos beneficios para la familia. Los esfuerzos que se realizan para impulsar la producción de frutas y vegetales nos indican que es
Desde 1998 se inició en el país la producción de vegetales como brócoli, tomate manzano, coliflor, berenjena y apio precisamente para abastecer al mercado local que comenzaba a adquirir conciencia sobre el valor nutricional de los vegetales, legumbres y frutas.
La ingestión de frutas y vegetales propicia un mayor consumo de antioxidantes naturales (vitamina C, E y carotenos), fibra dietética y otros compuestos (fitoquímicos) que han demostrado un papel protector en diversas enfermedades (enfermedad cardiovascular, ciertos tipos de cáncer, colonopatías, diabetes).
un buen momento para generalizar en la familias este sano hábito

¿Cómo deben seleccionarse y consumirse las frutas y vegetales?
1. Seleccione los vegetales de color verde oscuro y los amarillos anaranjados.
2. Priorice la ingestión de frutas frescas y ensaladas de vegetales crudos, debido a las pérdidas inevitables de vitaminas y minerales que sufren los alimentos cuando se cocinan.
3. Para aumentar el consumo de fibra se debe consumir el hollejo de las frutas cítricas (naranja, mandarina, toronja), también es recomendable no quitar la cáscara o piel a las frutas y vegetales que lo admitan (guayaba, tomate, pepino, chayote, berenjena, calabaza).
4. Se deben incluir vegetales diariamente en almuerzo y cena además de ingerir dos o más raciones de frutas al día.
Las frutas y vegetales tienen un alto valor nutricional. Los de color amarillo, naranja y rojo como zanahoria, calabaza, tomate, chiltoma, así como perejil, espinacas, berros, lechuga, apio, coliflor, ajo, frijolitos verdes, tallos de cebolla y algunas frutas como mango, papaya, pejivalle , son fuente de carotenos o precursores de vitamina A. Los vegetales de hojas verde oscuro, como la espinaca, espárrago, tomate, son fuente de vitamina E.
• En el caso de las frutas cítricas, como naranja, limón , toronja, mandarina, además, guayaba, piña, fresas son ricas en vitamina C. También vegetales como el brócoli papa con piel, coliflor, tomate, repollo.
Es importante combinar el consumo de las frutas y vegetales que contienen vitamina C con alimentos fuentes de hierro, como el huevo y frijoles, de esta manera se favorece la asimilación del hierro.
En una dieta balanceada es recomendable hacer uso moderado del azúcar, ya que su exceso nos puede llevar a obesidad y a dietas de pobre valor nutricional. El azúcar es ideal consumirlo en sus formas naturales como en frutas, granos integrales, que nos proporcionan nutrientes esenciales, fibra. y evitarlo en formas de harinas refinadas, azúcares simples y alimentos muy industrializados como galletas y reposterías.
No es recomendable agregar azúcar a los jugos de frutas ni a la leche de los niños pequeños, estos alimentos contienen su propia forma de azúcar y es un hábito que no es necesario fomentar.
¿Qué hacer para disminuir la pérdida de vitaminas en los vegetales.
• Mantener los vegetales en paños húmedos o papel dentro del refrigerador.
• Congelar los vegetales que no van a ser consumidos en corto plazo.
• No descongelarlos, sino ponerlos directamente en el agua de cocción.
• No picar excesivamente los vegetales antes de ser cocinados para evitar la oxidación.
• Cocinarlos a vapor o con muy poca agua. Si se fríen se destruyen las vitaminas.
• Mantener los recipientes tapados durante la cocción.
• No remover los alimentos mientras se están cocinando, en caso necesario hacerlo con utensilios de madera.
• Reducir al mínimo necesario los tiempos de cocción.
• Los jugos de frutas y vegetales deben extraerse poco antes de su ingestión para evitar pérdidas de nutrientes. Si los almacena, hacerlo solo durante un corto tiempo en recipientes no metálicos con tapa.
• Colocar los vegetales y las papas al fuego en el agua ya hirviendo, de esta forma se evita la destrucción de la vitamina C. Entre 70 y 100 °C se presenta poca pérdida de esta vitamina.
• Finalizar la cocción de los alimentos poco antes de su ingestión para disminuir las pérdidas.
• Cortar el tomate para ensaladas en secciones longitudinales para evitar pérdidas del jugo, en el que se encuentran cantidades importantes de vitaminas y minerales.
• Preparar las ensaladas crudas inmediatamente antes de consumir. Adicionar rápidamente jugo de limón, naranja agria o dulce. El medio ácido protege la vitamina C.
• Cadenas como La Unión y Palí, son empresas que velan por la seguridad alimentaria de sus clientes, ya que tienen como su proveedor exclusivo de frutas, vegetales y granos s a Hortifruti Esta empresa garantiza que todas las frutas, vegetales y granos que se ofertan en los supermercados sean producidos, procesadas, almacenados y transportados bajo un estricto control de calidad.