Política

Ayapal quiere ser el noveno municipio de Jinotega


Silvia González

JINOTEGA

Habitantes de la comunidad de Ayapal solicitaron a los diputados  de Jinotega,  que presenten una iniciativa de ley para declarar a este territorio el noveno municipio de este departamento. Actualmente Ayapal pertenece al municipio de San José de Bocay.
Ayapal está ubicado a 300 kilómetros al Norte de Managua, en las profundidades del departamento de Jinotega, pero con el mejoramiento de la carretera de macadán es más fácil el acceso. En una reciente reunión con más de 200 habitantes y con el diputado liberal Carlos Noguera  Pastora, se dio lectura a la principal demanda de la población, la cual es convertirse en un nuevo municipio.
Según Noguera, esta comunidad es altamente productiva, y cuenta con uno de los requisitos para ser municipio, el referido al número de habitantes. “Uno de los requisitos es que existan como mínimo diez mil habitantes, y aquí hay más de esa cantidad, y creo que es buena la iniciativa de la gente” dijo Noguera, quien se comprometió a apoyar con esta iniciativa a la gente de esta zona.
Por su parte, Frederman Palacios, coordinador del Comité Pro Creación del Municipio de Ayapal, dijo que esta comunidad es un territorio económicamente autosostenible, y su principal deseo es independizarse para poder crecer con autonomía.
Agregó que podrán crecer más porque lo conforma gente trabajadora con gran deseo de superación, y porque están dispuestos a apoyar a las nuevas autoridades si esta comunidad es declarada Municipio. “Se hace necesario separar a Ayapal de San José de Bocay porque la Alcaldía de Bocay no  tiene la capacidad de dar solución a los problemas, por ser demasiado grande; además, los pobladores de Ayapal, han alcanzado buen nivel de desarrollo”, dijo Palacios.

Serían nueve municipios
Jinotega cuenta con ocho municipios. San José de Bocay se convirtió en la octava municipalidad al independizarse del Cua, el 22 de marzo de 2002. Ahora Ayapal está pidiendo su independencia.
En ese momento, monseñor Pedro Vílchez, Obispo Emérito de la Diócesis de Jinotega, opinó que la creación del municipio de San José de Bocay era  muy importante para que se desarrollara, y comentó que también esperaba que Ayapal --a 40 kilómetros de San José de Bocay-- dejara de ser una comunidad, “ya que es una zona bastante poblada”, por lo que consideró que era necesaria también su independencia.