Política

Calidad de la educación en conflicto


Ary Pantoja

Un conflicto por atribuciones, entre el Consejo Nacional de Universidades, CNU, y el Consejo Nacional de Educación, CNAE, podría desatar la aprobación de la Ley Orgánica del Sistema Nacional de Evaluación y Acreditación para el Aseguramiento de la Calidad de la Educación, cuyo anteproyecto será enviado a la Comisión Económica de la Asamblea Nacional para las respectivas consultas.
No obstante, el presidente del CNU, Telémaco Talavera, se adelantó a los acontecimientos y ayer se reunió con el Comité Ejecutivo Nacional, CEN, del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, para solicitar a la dirigencia y a los diputados de este partido que no apoyen la aprobación del anteproyecto de ley tal como está, por considerar que contiene “muchas deficiencias, vacíos y contradicciones técnicas y jurídicas”.
Piden consulta
Talavera considera que el anteproyecto de ley debe ser “consultado y mejorado”, particularmente con las universidades públicas y privadas, y, por supuesto, con el CNU. A juicio de Talavera, una de esas deficiencias es que en la Ley Orgánica propuesta quedaron fuera los subsistemas de educación secundaria y primaria; además de que no garantiza la calidad en el subsistema de la educación superior.
Comunicado conjunto
Mediante un comunicado conjunto, el CNU, el Consejo Superior de Universidades Privadas, Cosup; la Federación de Universidades Privadas, Fenup, y las universidades no asociadas, solicitaron a los diputados ante la Asamblea Nacional “que esta ley no sea aprobada hasta que reúna los estándares de calidad requerida y que incorpore las conclusiones que de consenso formulen los actores…representados por la comisión coordinadora y una comisión técnica compuesta por representantes de estas organizaciones universitarias”.
El primer secretario del Parlamento, Wilfredo Navarro, no descartó la posibilidad de que se abra un debate al respecto, tomando en cuenta que una vez aprobada la Ley Orgánica, las facultades para evaluar y acreditar universidades en el país pasarán del CNU al CNAE, que actualmente encabeza el militante del PLC, Orlando Mayorga.
Otro de los puntos en conflicto que avizora Navarro es el origen del presupuesto que deberá recibir el CNAE, el cual no está aún definido. Talavera considera que el CNAE no debería recibir dinero del seis por ciento para las universidades, aunque Navarro explicó que en el anteproyecto de ley sólo se establece una partida proveniente del Presupuesto General de la República, pero no se menciona monto o porcentaje alguno.