Política

Golpe de mano a concejales de Tola

T Destituidos rechazan resolución de Contraloría y la califican de “aberración” T Juramentación de nuevos concejales fue en secreto

Lesber Quintero

RIVAS
Los cuatro concejales propietarios del municipio de Tola fueron defenestrados de sus cargos este jueves, cuando de manera silenciosa un magistrado sandinista del Consejo Supremo Electoral, CSE, juramentó a sus respectivos concejales suplentes, para que asuman a partir del lunes sus puestos. Tal versión fue filtrada por funcionarios del CSE y luego los concejales destituidos la confirmaron.
Los concejales que quedaron en el “aire” son la secretaria de Concejo, Rita Medina Pérez, César Lumbí, ambos del Frente Sandinista, y los liberales José Dolores Ruiz y Manuel Baltodano Rosales.
La resolución
Como se recordará, a inicios de octubre el presidente de la Contraloría General de la República, Luis Ángel Montenegro, informó en conferencia de prensa que a los cuatro concejales hoy defenestrados se les estableció presunción penal por donar 13 manzanas de tierra de la municipalidad y por aprobar 12 arriendos de lotes costeros en playa Gigante, sin cobrar lo que establece la Ley de Municipios. A la vez, Montenegro informó en esa ocasión que además de encontrar responsabilidad penal, también se determinó la falsificación de la firma de la alcaldesa Loyda Clorinda García en once acta, y dicha falsificación fue comprobada en el peritaje policial; a la vez, el contralor cuestionó el doble salario de la concejal Rita Medina: el que percibe como enfermera y el de su cargo público.
Una trama
No obstante, tres de los cuatro concejales defenestrados, al ser entrevistados por EL NUEVO DIARIO, indicaron que todo es parte de la trama de la alcaldesa Loyda Clorinda García, y aseguran que están cercados por el contralor Montenegro, el magistrado del CSE, Emmet Lang, la juez Local de Tola, Astrid Fonseca, y la propia alcaldesa, por lo que aseguran estar manos arriba e indefensos.
Al referirse al caso específico de la presunción penal, el concejal César Lumbí dijo que se trata de una aberración del contralor Montenegro, “ya que lo que refleja esa resolución son hallazgos amañados que no reflejan la verdad de los hechos que están en los libros de acta de Tola”, comentó.
Lo de las 13 manzanas
En este sentido detalló que es falso que hayan donado 13 manzanas de tierra de la municipalidad, y en todo caso, según él, lo que hicieron fue aprobar la ejecución de un proyecto turístico del extranjero Américo Dominico.
Según Lumbí, dicho inversionista posee las 13 manzanas de tierra desde hace 15 años, por lo que la ejecución del proyecto fue vista con buenos ojos por nosotros (los concejales), y lo aprobamos porque generaría empleos, pero jamás hemos donado estas tierras”, externó.
Al referirse a la falsificación de firma que le achacan a su colega Rita Medina, Lumbí expresó que eso es algo imposible, tras argumentar que a la hora de las investigaciones ni siquiera la tomaron en cuenta para comprobar si esos hechos sucedieron.
EL NUEVO DIARIO trató de conocer la posición de la alcaldesa Loyda Clorinda, cuando ésta estaba en una actividad que se realizó ayer en un restaurante de Rivas, pero la alcaldesa se mostró inaccesible y lo único que dijo es que daría declaraciones cuando los magistrados del CSE, se pronuncien sobre el tema de los concejales.