Política

Alexis se da por ungido


Alexis Argüello fue el ungido de Daniel Ortega como candidato del FSLN a la Alcaldía de Managua. Tras confirmar que cuenta con el aval del partido sandinista, se encargó personalmente de enviar un mensaje a sus eventuales contendientes: “El que pega primero, pega dos veces”.
Detrás de Argüello, que el próximo lunes entregará a Ortega 150 mil firmas que respaldan su candidatura, están varias organizaciones de peso político y electoral, como la Unión Nacional de Estudiantes de Nicaragua, UNEN, y la Asociación de Mujeres “Luisa Amanda Espinoza”, Amnlae. Como convergente, aunque ahora se identifica como militante del FSLN, Argüello ya recibió también el apoyo de partidos y personajes de la política aliados del sandinismo, como el Movimiento de Unidad Cristiana, MUC, y la ex vicepresidenta Julia Mena, de ideología liberal.
“Yo soy el candidato”
“Yo soy el candidato”, dijo categórico Argüello cuando EL NUEVO DIARIO le preguntó si el FSLN ya había definido los mecanismos de selección, y que en todo caso, si apenas, era un precandidato.
Incluso, manifestó que Evertz Cárcamo, que no se rinde y aspira a la candidatura por el mismo partido, cometería un error si renuncia a su diputación porque ha sido electo para un período de cinco años, y tan sólo lleva nueve meses en el cargo.
¿Pero usted también fue electo para un período de cuatro años y no ha cumplido tres?, se le interrogó, y respondió: “Cárcamo tiene sus responsabilidades como diputado, no es posible que renuncie cuando ya le dieron una responsabilidad, pero eso es una decisión de él, tiene derecho a participar”.
El nieto del General
Si alguien duda que Argüello es el ungido, saquen conclusiones, porque su compañero de fórmula es Walter Castillo Sandino, uno de los nietos del general Augusto C. Sandino.
Hasta una federación sindical que preside Luis Sánchez le dio su total e incondicional apoyo a Argüello. César Pérez, Presidente de la UNEN, dijo que esa comunidad universitaria avala la candidatura del tricampeón mundial de boxeo porque “es la persona idónea” para ocupar la silla edilicia capitalina. En las universidades estudian personas de diversas ideologías.
Vendedoras del Mercado Oriental y habitantes de un barrio de la capital que lleva el nombre de Argüello, también respaldaron su candidatura. El presidente del MUC, Daniel Ortega Reyes, adelantó a END que promoverá entre los evangélicos de Managua, que son decenas de miles, una amplia red de apoyo a favor de Alexis Argüello.
La diputada del Parlamento Centroamericano, Parlacen, Julia Mena, dijo que como convergente o como miembro del FSLN, Argüello tiene derecho a aspirar a la alcaldía, y que en lo personal, ella va a trabajar para que el partido sandinista conserve la plaza de Managua.
Valle dispuesto a competir en primarias
El diputado independiente Mario Valle está dispuesto a contender por la candidatura a la Alcaldía de Managua en unas elecciones primarias dentro del Frente Sandinista, siempre y cuando la dirigencia de ese partido se lo proponga oficialmente, pues hasta el momento, dijo, sólo ha habido pláticas informales.
De momento se perfilan varios precandidatos, entre ellos el diputado Evertz Cárcamo, el embajador de Nicaragua en Perú, Tomás Borge; el actual vicealcalde, Alexis Argüello, y el también diputado, Agustín Jarquín Anaya, por lo que Valle aconsejó al Frente Sandinista realizar elecciones primarias o una consulta popular, tal como lo establecen los estatutos del partido.
Recordó que, como militante activo, tiene derecho a participar y que si bien se postuló como candidato a diputado por el Movimiento Renovador Sandinista, MRS, renunció a esa bancada parlamentaria e insistió en su militancia.
¿En campaña?
En lo que podría parecer una precampaña, Valle despuntó ayer con el apoyo a la Comisión de Reconciliación y Paz, una instancia gubernamental creada por el presidente de la república y secretario del Frente Sandinista, Daniel Ortega, y que preside el cardenal Miguel Obando.
Valle entregó a Obando un poco más de 200 mil córdobas para que comience con su labor en pro de los desmovilizados de la Resistencia Nicaragüense y del Ejército de Nicaragua, quienes se enfrentaron durante la guerra de los años 80. Además, entregó la cuota de combustible de un mes que recibe de la Asamblea Nacional.