Política

Riosanjuaneños no quieren escuela militar

*Necesitamos la carretera, escuelas, centros de salud, comercio y producción en la frontera, afirman

SAN CARLOS / RÍO SAN JUAN
Un rechazo rotundo a la propuesta del diputado del PLC, Enrique Quiñónez, de instalar una base militar a lo largo del río San Juan para evitar que los costarricenses lo utilicen con fines turísticos fue la reacción de ciudadanos de este lugar.
Las declaraciones del diputado Quiñónez surgieron luego que el presidente Daniel Ortega anunció la solicitud que le hizo a su homólogo Oscar Arias de retirar la demanda en La Haya y llegar a un entendimiento.
El pequeño empresario Carlos Matamoros, de filiación liberal, dijo: “No hagan charanga con el río San Juan, lo que nosotros necesitamos es la carretera, escuelas técnicas e institutos, trabajo; que el gobierno y los legisladores no lleguen a politiquear a costillas de nosotros”, manifestó.
No queremos fuerzas hostiles
Matamoros aseguró que “en la frontera vivimos en hermandad, cordialidad, en convivencia, no queremos fuerzas hostiles”.
Henry Sandino Flores, Presidente de la Cámara de Turismo, Cantur, expresó: “Si estamos impulsando el turismo en Río San Juan y tratando de crear condiciones a través de la Ruta del Agua, con esfuerzos de los gobiernos municipales, empresarios turísticos y las instituciones, no podemos hablar de crear escuelas militares, pues la soberanía del río no esta en discusión, lo que necesitamos son proyectos de desarrollo”.
Basta con los puestos militares
Sandino insistió en que “no tenemos ningún conflicto a lo largo y ancho de la frontera, basta con los puestos militares que tiene el Ejército de Nicaragua, que no están para reprimir, sino para resguardar el orden”.
Para el presidente de Cantur, “las declaraciones del diputado Quiñónez dañan la imagen del río, pues hacen creer que estamos ante un conflicto bélico”, y recordó que en el año 2005, en la página Web de la embajada norteamericana se alertaba a los turistas sobre supuestos riesgos o peligro si visitaban la zona”.
Javier Arana, delegado del Instituto de la Pesca, dijo: “Yo soy partidario de que Centroamérica no debe tener fronteras, debemos vivir en paz y armonía, no necesitamos escuelas militares, sino escuelas ambientalistas que preparen a los jóvenes para el futuro”.