Política

Montealegre sigue en la picota

*Jamileth Bonilla le dice “cobarde”, y Carlos García lo acusa de inscribir ilegalmente 152 juntas directivas municipales * Ramiro Silva se convierte “el soltero codiciado” de la Asamblea Nacional, pero aún no decide con quien irse

Ary Pantoja

El diputado y presidente de la Alianza Liberal Nicaragüense, ALN, Eduardo Montealegre, fue objeto ayer de dos serios señalamientos. Primero Jamileth Bonilla lo llamó “cobarde” por reducir las discrepancias entre Bonilla y la jefa de bancada, María Eugenia Sequeira, a “un problema entre mujeres”.
Luego el diputado Carlos García lo calificó de “ingrato” y lo acusó de inscribir ante el Consejo Supremo Electoral, CSE, 152 directivas municipales de ALN sin el consentimiento de los miembros del Comité Ejecutivo Nacional CEN.
Según García, todas las directivas están integradas por incondicionales de Montealegre y dejó fuera a los antiguos militantes del desparecido Movimiento de Salvación Liberal, MSL.
Reiteró que todos estos nombramientos fueron cuestionados por Eliseo Núñez Hernández bajo el argumento de que son ilegales. Por ello pidieron la revisión de las estructuras partidarias a la Dirección de Partidos Políticos del CSE.
Conminan de nuevo a presidente ALN
García y Bonilla volvieron a conminar a Montealegre a que asuma las riendas de la bancada y destituya a Sequeira, de lo contrario, continuarán en rebeldía no asistiendo a las reuniones del grupo parlamentario.
A la reunión del martes por la tarde García no asistió, pues consideró que se trataba “de una emboscada” para aprobar cosas con las que no está de acuerdo.
“Eduardo nunca ha estado al frente de un partido político, sólo ha estado afiliado y cree que las cosas se manejan de otra manera. En un partido hay estatutos y reglamentos a seguir. Lo mal aconsejan y creo que él está acrecentando las fisuras en el partido”, expresó.
Según García, Montealegre rehuye a las discusiones serias para resolver los problemas internos. Además, llamó “ingrato” a Montealegre por hablar mal del MSL luego que este partido le sirvió de plataforma política personal.
Montealegre “el cobarde”
Por su parte, la diputada Jamileth Bonilla reaccionó molesta ante las declaraciones de Montealegre en el sentido de que los diferencias internas “no son de fondo, sino de forma”; además por asegurar que las discrepancias entre ella y María Eugenia Sequeira “son un problema entre mujeres”.
“Los problemas no son de forma, sino de fondo. Quiero ser enfática en el hecho de que Eduardo quiere ocultar la verdad cobardemente, echando la culpa de un pleito o enfocándolo entre dos mujeres. Yo creo que eso es absurdo, equivocado y un acto de cobardía”, expresó.
Fácil es echar la culpa a las mujeres
“El problema no es personal, eso es fácil, echar la culpa a las mujeres. Yo me siento ofendida de parte de Eduardo Montealegre de que haya manifestado eso de que es un problema personal (entre María Eugenia y yo)”, agregó.
Silva vacante
Fueron notorias las constantes “visitas” que recibió ayer en su curul el diputado disidente de ALN, Ramiro Silva. El jefe de bancada del Frente Sandinista, Edwin Castro, hasta el diputado del PLC Enrique Quiñónez sondearon con Silva a qué bancada quiere irse. Silva contestó: “Me mantengo independiente, por el momento”.