Política

Municipales con 414 millones de córdobas

* Serían elecciones de “muy baja calidad”, expresa presidente del CSE

Existen probabilidades de que las elecciones municipales del próximo año sean de “muy baja calidad”, aseguró ayer el magistrado presidente del Consejo Supremo Electoral, CSE, Roberto Rivas.
La baja calidad de las elecciones estará determinada por el presupuesto que le será asignado al CSE que, según una notificación del Ministerio de Hacienda y Crédito Público, será de 414 millones de córdobas, 115 de los cuales serán destinados a los partidos políticos.
Rivas explicó que la baja calidad influirá en la compra de boletas elaboradas con materiales que no cumplen con los estándares más exigentes, tintas indelebles no necesariamente indelebles, capacitaciones escasas a los miembros de mesa y problemas en la movilización del material.

¿Más posibilidad de fraude?
El magistrado prefiere no utilizar la palabra fraude, pero lo acepta tácitamente. “Eso facilita lo que estás diciendo (el fraude), no lo digo yo”, expresó Rivas, quien ayer envió una carta al presidente Daniel Ortega, al ministro de Hacienda y Crédito Público, Alberto Guevara, y al asesor económico Bayardo Arce, explicando el impacto que provocaría en las elecciones la aprobación de esta cantidad de dinero.
Aparte del dinero destinado para las elecciones, se desembolsarán 163 millones de córdobas para gastos corrientes del CSE, insuficientes también, asegura Rivas, pues este Poder del Estado acarrea un sinnúmero de deudas.
“Nosotros pedimos 480 millones de córdobas para las elecciones, o que nos dejen los 414 sin incluir el presupuesto para los partidos políticos”, dijo.

Deuda tras deuda
Las deudas del CSE suman más de cincuenta millones de córdobas. Dice Rivas que por consideración a la emergencia que hay en la Región Autónoma del Atlántico Norte, RAAN, los magistrados de este Poder del Estado pidieron que se les asignara 25 millones más en el presupuesto de este año.
Pero en la reforma a la Ley Anual del Presupuesto General de la República aprobada esta semana sólo incluyeron diez millones, uno de esos millones ya tiene su destino: organizar la cedulación en el exterior.
Según Rivas, las deudas se originaron el año pasado, en las elecciones presidenciales. “Sólo al personal extra que tuvimos que contratar respondiendo a las demandas de sectores cercanos a Enrique Bolaños, para que trabajaran en la extensión del proceso de cedulación y de verificación, se le debe cinco millones de córdobas”.
A eso se le suma un saldo de aproximadamente once millones de córdobas que se tiene con Enitel.

Dos millones de cédulas vencen en diciembre

Esteban Solís
Unos 2 millones de nicaragüenses, sin incluir a los residentes en el exterior, podrían “morir” civilmente a finales del año próximo, si el Consejo Supremo Electoral, CSE, no repone las centenares de miles de cédulas de identidad que caducan en esa fecha, advirtió el ex director de cedulación de ese Poder del Estado, Dionisio Palacios.
Incluso, propuso sacar del CSE la cedulación y crear el Instituto Nacional de Identidad Ciudadana y Registro Civil.

Palacios debería estar preso
Pero ayer mismo, el magistrado presidente del CSE, Roberto Rivas, tronó contra Palacios, de quien dijo que debería estar preso “porque fue el director de cedulación y es el responsable de las debilidades que tiene el sistema”.
Rivas recordó que Palacios estuvo al frente del CSE en León y posteriormente fue trasladado al nivel central como director del sistema de cedulación a partir de 2000.